Miércoles, 25 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Sandy Powell, la mujer que viste el feminismo en Hollywood

La diseñadora de vestuario, ganadora de tres Oscar, ha hablado con la SER tras su paso por el programa 'Maestros de la costura' de RTVE

Imagen de archivo de la diseñadora de vestuario Sandy Powell

Imagen de archivo de la diseñadora de vestuario Sandy Powell / ISABEL INFANTES/AFP via Getty Images

Sandy Powell es uno de los nombres más conocidos dentro de la industria de Hollywood. Diseñadora de vestuario, con tres Oscar a sus espaldas, gracias a La joven Victoria, Shakespeare in Love y El aviador, ha trabajado con los grandes directores, como Todd Haynes o Martin Scorsese. Sus diseños combinan lo artístico con lo político. Ahí está La favorita, un retrato de época donde esas mujeres tomando el poder van vestidas de manera diferente de como lo harían en otras cintas de época. O El irlandés, donde las diferencias de clase entre los mafiosos y sindicalistas se marcan con el vestuario de Powell.

Su próximo trabajo, que veremos en unas semanas si no hay retrasos en la cartelera, es The Glorias, película sobre Gloria Steinem y otras luchadoras feministas en Estados Unidos, que protagonizan Julianne Moore y Alicia Vikander. De esa película y su vestuario ha hablado en la Cadena SER, aprovechando su paso por España para participar en Maestros de la costura, el talent show que produce Shine Ibera para RTVE. Dice que ha venido porque es amiga de Lorenzo Caprile, uno de los modistos españoles más reconocidos y jurado del programa.

¿Qué hace una diseñadora de vestuario de cine participando en Maestros de la costura? ¿Le ha gustado la experiencia?

No he visto el programa completo, pero mi experiencia grabando ha sido muy buena, me he divertido mucho. En Inglaterra y Estados Unidos existen estos programas y los conozco y, de hecho, siempre he querido ser como un juez de este tipo de formatos. Y mira, ahora lo he logrado.

Su nuevo trabajo es The Glorias, película sobre la feminista Gloria Steinem, ¿qué tal ha ido el proyecto?

Es fantástico. Tengo mucha suerte. No solo porque he podido conocer a Gloria Steinem, que es maravilloso. Es una mujer con mucho estilo, que lleva sus vaqueros y sus votas de cowboy. Además, he podido trabajar con Julianne Moore y con Alicia Vikander, que son dos actrices maravillosas que han trabajado muchísimo. Además, con Julianne ya había trabajado antes, y ha sido increíble todo el proyecto.

¿Cómo ha sido para usted vestir a esos emblemas del feminismo?

No creo que haya diferencias en vestir una feminista de otro personaje. Obviamente, el feminismo es el objeto de este filme, y todos los personajes lo son. Pero como diseñadora de vestuario lo que trato de hacer es ayudar a que los personajes tengan vida. Pero ha sido un tema muy cercano y quizá en este trabajo me involucrado de manera diferente.

¿La moda y el vestuario reflejan lo político? Lo pregunto porque en sus trabajos en el cine la diferencia de clases, de géneros o el potencial político de los personajes ha estado presente...

Creo que sí. La ropa también refleja un momento económico. Los cambios de la moda han dependido de lo que ocurre en lo social y lo económico. Durante la segunda guerra mundial, por ejemplo, el mundo de la moda cambió, la ropa era más corta, porque no había dinero para comprar telas. Cuando la guerra acabó, todo se vuelve extravagante, había que demostrar así que se había vuelto a la normalidad. La moda refleja ese momento político que vive la sociedad, eso es importante tenerlo en cuenta cuando haces una película, aunque puedes usar tus preferencias personales para reflejarlo. Por ejemplo, en muchas películas de época he puesto pantalones a los personajes femeninos. Era una manera de acercarlos a la forma de vestir de personajes icónicos feministas. Esa ha sido mi manera de ser política en mi trabajo.

Una de esas películas con un gran componente político es Carol, de Todd Haynes, que habla de la libertad y la diversidad sexual, dicen que usted encontró la historia y se la pasó al director, ¿es eso cierto?

Leí el libro, lo encontré por accidente en una estación de tren. Me pareció fantástico y pensé que detrás había una película. Años después le dije a Todd Haynes que podría hacerla y él contó conmigo y para mí fue un poco como cumplir un sueño, la verdad.

Uno de los directores con el que más ha trabajado es Martin Scorsese, ¿Cómo es trabajar con un cineasta tan personal?

Es uno de los mejores de todos los tiempos. Tiene un cerebro increíble, privilegiado, sabe muchísimo sobre cine, sobre historia, sobre muchas cosas. Es fácil inspirarte cuando trabajas con él porque es buen comunicador del trabajo que quiere de ti y visualizar lo que vas a hacer. Es un buen tipo y es muy fácil trabajar con él.

En su filmografía hay mucho vestuario de época, pero sus diseños siempre tienen un punto novedoso, a veces hasta actual, ¿se puede ser moderno haciendo trajes para una película de época?

Puedes, pero eso depende del director con el que trabajes. Cuando leí ese guion de La favorita, ya el guion tiene un sonido muy contemporáneo. Hubiera sido extraño si hubiésemos hecho un vestuario acorde con la época solamente y mucho más de película clásica o histórica más convencional. No es nada convencional, no rodamos en lugares convencionales, todo lo contrario. Así que tenía que trabajar con cosas de la época, pero aportar un color y una mirada que siguieran siendo contemporáneas para estar en la línea de ese guion.

¿Cuál diría que es el vestuario más importante de la historia del cine?

Uy, no me gusta nada esto de elegir.

¿Y su favorito?

¡Es imposible elegir solo un favorito!

En la pasada temporada de premios, usted estaba nominada a todo gracias al vestuario de El irlandés, la última película de Scorsese y se paseó por todas las galas con un traje de chaqueta blanco donde los demás nominados y nominadas le firmaban. Entre los que lo hicieron está Almodóvar, un director que cuida mucho el vestuario en sus películas, ¿le gustaría trabajar con él?

Sí, me firmó el traje, también Antonio Banderas. Son fantásticos. Me gusta mucho el trabajo de Almodóvar. Con él, me pasa como con muchos directores. Me gusta tanto su trabajo, que ya admiro y considero que es maravilloso el trabajo de sus directores de vestuario. Les admiro mucho, así que no creo que yo pudiera aportar mucho a esas películas, aunque claro que me encantaría trabajar con él.

No era la primera vez que estaba nominada, lo ha estado 14 veces y ha ganado en tres, con La joven Victoria, Shakespeare in Love y El aviador, ¿qué hay que hacer para seguir trabajando después de ganar tantos premios y reconocimiento? ¿cómo se motiva?

No lo sé… claro que es fantástico que te reconozcan, pero no es lo más importante. Los premios, las nominaciones son fantásticas, pero lo importante es que disfrutes con tu trabajo y continuar trabajando así. Eso es lo fundamental. Todo lo demás es fantástico, pero es un añadido. A mí me gustan los premios porque me gusta mi trabajo.

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?