El cine en la SEREstrenos Cine
Cine y TV

'D'Artacán y los tres mosqueperros', una declaración de intenciones de la animación española

Claudio Biern Boyd nos pone nostálgicos llevando a la gran pantalla una de sus más míticas series de los 80

Fotograma de la película / A contracorriente

Claudio Biern Boyd, el creador de series de éxito de los 80 como David el gnomo, La vuelta al mundo de Willy Fog o D’Artacán y los tres mosqueperros, ha decidido darle una nueva vida a este último, a D’Artacán, llevando su historia a la gran pantalla. D’Artacán, gracias a la nostalgia, promete ser una película para toda la familia, pero de las de verdad.

"Desde hace muchísimos años en el cine español, no había una película familiar de dibujos animados. Y digo familiar porque va a interesar igual a los padres, a los hijos, los nietos, los tíos y a los primos", cuenta, "yo tengo seis hijos y he ido a ver mucho dibujo animado, y me he echado cada siesta en el cine en la butaca cómodo... en esta no. En esta unimos unos sentimientos, unas vivencias de felicidad, de buenos recuerdos de hace 38 años a los recientes de niños que prácticamente no lo conocen, o lo conocen muy poco. Esto creo que sería la definición concreta de lo que es D’Artacán y los tres mosqueperros. En estos tiempos que corremos que tanto falta y nos piden producto familiar, este lo es totalmente porque va a interesar a todos".

Bajo la dirección de Toni García, quien ya participó en la segunda temporada de la serie, D’Artacán y los tres mosqueperros, basada en la novela de Alejandro Dumas, mantiene la esencia que la caracterizaba hace 40 años y que marcó a toda una generación pero, eso sí, con actualizaciones y cambios de ritmo que permitan captar la atención de los nuevos niños.

En esta aventura llena de valores como son el honor, la amistad y la justicia, y con guiños a los fans más leales, como escenas en 2D, los personajes femeninos se empoderan y pasan a un primer plano. Igual que la música, que es un personaje más de la película y se ha invertido en ella una parte importante del presupuesto.

Y como para el ya considerado Disney español, la música es lo más importante, planea ya una película musical protagonizada por Willy Fog. "La entre comillas culminación de mi carrera es hacer La vuelta al mundo de Willy Fog musical. Musical porque hicimos siete canciones para Mocedades, que fue un éxito tremendo, y queríamos hacerlo distinto a los demás. Primero, los niños de hoy en día están Tik Tok, Spotify, los concursos de los niños que cantan, de las diez emisoras que coges en el dial, nueve son con música. Todo está rodeado de música. Cuando se ha hecho una película musical, como Lalaland hace poco, patapaf Oscar, aquí en España se hace Al otro lado de la cama, patapaf, Frozen pone música, patapaf. Con lo cual ahí hay un hueco, a los niños les gusta la música, y si encima cogemos Willy Fog... y además lo que queremos hacer, ya rizando el rizo, no solamente va a ser musical, sino que va a ser con coreografías animadas. Y te puedo avanzar ya que tenemos gente que ha manifestado su interés de invertir en el proyecto".

Biern ya no busca hacer series, considera que “la catedral del audiovisual” es el cine. "Nuestra vocación en este momento es totalmente cinematográfica y más viendo la aceptación que estamos teniendo con D’Artacán, que está vendida ya a más de 35 países. Y nosotros, lo he dicho miles de veces, nos sustentamos en un trípode. En primer lugar, tienes la marca, D’Artacán, Willy Fog, David el gnomo, a nivel mundial. Segundo, los que saben hacerlo. Hoy en día la tecnología es accesible. Falta la tercera pata, te puedes imaginar, falta money. Si tuviésemos money podríamos hacer cantidad de proyectos que tendrían retorno más que suficiente, que crearían industria para tu chico, para sus amigos, que tendrían garantía de trabajar en empresas que tuviesen una continuidad. No, por ejemplo, aquí en España se ha hecho Tadeo Jones, Atrapa la bandera, y de repente entre Tadeo Jones 2 y el 3, ¿cuántos años van a pasar? cinco. Esto no es industria. ¿Qué hace la gente mientras 5 años? ¿Dedicarse a limpiar los cristales de los coches en los semáforos? Es que es una vergüenza".

Aunque en esta ocasión no han tenido que recurrir a la industria japonesa como ocurrió con las series para poder llevar a cabo el proyecto, la animación en España sigue siendo un sector muy precario al que no se le reconoce el potencial que tiene y que no deja de perder talento. Toni García considera que nuestro país es una fuente de talento inagotable y que "un ejemplo es esta película. Hemos abierto estudio en Navarra. Nunca se había hecho allí una película de dibujos animados. Aparecimos de la nada, empezamos a buscar gente, artistas que se dedicaban al cómic, a la ilustración... los reciclamos para cine. Nos fuimos al servicio navarro de empleo, empezamos a organizar cursos, hemos dado varios y hemos contratado gente de los propios cursos para trabajar en la película. El resultado lo tienes ahí, lo acabas de ver hoy, es una película de primer nivel. Cuando tú vas al cine a ver una película americana o lo que sea, vas viendo pasar ahí Martínez, González, López… hay un montón de dibujantes españoles por todo el mundo que tenemos mucho talento. Pero, lamentablemente, a pesar de ser uno de los países que genera mayor talento, y te hablo con conocimiento de causa porque además soy docente, cuando voy fuera me doy cuenta de lo que me cuesta encontrar el nivel que encuentro aquí con tanta facilidad. A pesar de ello, nos falta lo más importante, que es el apoyo a la industria. España podría estar liderando la revolución audiovisual digital en este momento. No lo estamos haciendo. Nos están pasando por delante otros países que tienen legislaciones mucho más modernas, mucho más actualizadas, y que son mucho más flexibles a la hora de dar apoyo a los proyectos. Aquí tenemos una legislación que está absolutamente obsoleta y esto nos convierte en un hándicap que por mucho que tengamos talento y que haya grandes directores, pasamos desapercibidos porque no tenemos ningún tipo de apoyo".

Con este proyecto, desarrollado por completo en España, pretenden conseguir que el talento vuelva a casa, que las quejas del sector sean escuchadas y así dejar de ser, como dicen Brien, los mendigos del audiovisual.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00