Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 17 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Zapatero cenó con el nuncio pero sin 'caldito'

Tres horas ha durado el encuentro del presidente del Gobierno con el nuncio del Vaticano en España

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el nuncio del Vaticano en España, Manuel Monteiro, se han reunido hoy en Madrid para intercambiar puntos de vista sobre las relaciones Iglesia-Estado después de las desavenencias de los últimos meses. El 'caldito' inicial se convirtió en una cena ('Moet Chandon' incluido) que ha durado tres horas.

Zapatero y Manuel Monteiro se han reunido esta noche a solas, sin la presencia de ningún colaborador, en la sede de la Nunciatura, donde el representante del Vaticano en España ha recibido al jefe del Ejecutivo.

Manuel Monteiro ha saludado a Rodríguez Zapatero al pie de la escalinata de la Nunciatura. Ambos han posado sonrientes para los informadores gráficos durante unos breves instantes, antes de entrar en el edificio.

Zapatero y el nuncio degustan esta noche un menú compuesto por delicias de calabacín y alcachofas sobre salsa de albahaca, lomo de merluza perfumado a la vainilla, tabla de quesos, y mousse de lima con gelatina de té de jazmín, todo ello regado con un vino de la Ribera del Duero, un Albariño y champán francés. La Iglesia sabe acercar posturas en la mesa; de hecho, lo que no degustan es el humilde y tantas veces anunciado "caldito".

Llamazares: "Que no sea el caldo gordo"

Se trata de una reunión pactada la semana pasada de la que el coordinador de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, espera quede claro que la Conferencia Episcopal no puede imponer sus ideas en un estado aconfesional: "Que el caldito de hoy que va a tomar el presidente con el nuncio no sea el caldo gordo de la jerarquía eclesiástica". Según Llamazares hay que decirles que "no tendrán más privilegios".

Llamazares habla sobre el 'caldito' de Zapatero y el nuncio

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?