Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 12 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Los ciudadanos valoran el alto el fuego, pero no se fían, según el Pulsómetro

Datos del Pulsómetro sobre el alto el fuego de ETA

Declaración de ETA sobre el alto el fuego / ETA decreta un alto el fuego permanente, general y verificable, como "compromiso firme" con un proceso de solución definitivo y el final de la confrontación armada. / GARA.NET

A los españoles les gustaría ser optimistas sobre el fin de ETA pero la desconfianza que se ha ganado a pulso la banda terrorista provoca que su último alto el fuego sea recibido con un gran escepticismo. El ambiente es distinto en el País Vasco en donde hay muchas más esperanzas.

En el conjunto de España, se considera el alto el fuego una buena noticia y en general la gente es optimista sobre el proceso hacia el fin de ETA pero un proceso todavía lejano porque la mayoría cree que estamos ante una tregua trampa. Piensan que ETA no tiene voluntad real de dejar las armas y se rechaza aunque por estrecho margen que el gobierno explore vías de dialogo con ETA. Hay un 44% que piensa que debería intentarlo.

Los españoles desconfían también de las promesas de los líderes de Batasuna sobre su rechazo a la violencia y hay una mayoría clara en contra de que puedan presentarse a las elecciones aunque cumplieran la ley de partidos. Uno de cada tres si piensa que debe presentarse, sobretodo si rechaza la violencia.

 

Distinta valoración en Euskadi

 

Las reacciones en Euskadi son bastante distintas aunque los datos haya que cogerlos con precaución porque son el 5% de la encuesta. Sin llegar ni mucho menos al entusiasmo de la tregua del 2006, lo cierto es que los vascos piensan que estamos ante una buena noticia, creen que el gobierno debería hablar con ETA; el 80% es optimista sobre el proceso final de ETA e incluso el 50% cree que el comunicado es el principio del fin de la violencia. La mayoría cree que Batasuna quiere rechazar la violencia y el 70% piensa que la izquierda abertzale debe presentarse a las municipales.

Hace sólo 3 meses, la mayoría de los vascos no creía que ETA dejara las armas de forma inmediata y no creía que Batasuna fuera a condenar la violencia.

Por partidos, en el Pulsómetro de hoy el rechazo y la desconfianza hacia ETA y Batasuna es mucho mayor entre los votantes del PP que entre los del resto. Una mayoría ajustada de votantes del PSOE vería bien que el gobierno explorara vías de dialogo y son mayoría también los que piensan en cambio que no se les debe dejar presentarse a la izquierda abertzale.

En el 2006, la reacción fue muy distinta: el 80% apostaba por el dialogo con ETA y el 60% pensaba que el fin del terrorismo estaba cerca; el 70% era optimista y la mayoría apoyaba que Batasuna se presentara si cumplía la ley de partidos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?