Domingo, 05 de Diciembre de 2021

Otras localidades

El Tribunal Supremo condena a un agente de la Guardia Civil por vejar a su subordinada

"Gallina", "Bruja" o "Carmen de Mairena", eran algunas de las palabras despectivas que utilizaba este mando de la Guardia Civil para referirse a la única mujer en su puesto

El Supremo da la razón a una guardia civil que había sufrido distintas descalificaciones y vejaciones por parte de su superior, a quién se le condena por delito de abuso de la autoridad a compensar por los daños morales ocasionados a la demandante con 6.000 euros.

Durante un año y de modo reiterado, Elías Venero Escanciano hizo la vida imposible a su subordinada vertiendo descalificaciones verbales en las que utilizaba como denominador común la condición femenina de la agente de la Guardia Civil.

En el calvario que sufrió la demandante, las vejaciones no sólo fueron verbales, sino que también pasaban por la humillación física, como cuando le hizo limpiar un coche con agua helada a las 10 de la mañana de un frío mes de enero en León.

El Sargento de la benemérita ultrajaba a su subordinada por ser mujer con comentarios despectivos haciendo constante mención al hecho de tener la menstruación.

Tras soportar 365 días de insultos, entre los que usaba con frecuencia improperios como "gallina", "bruja", "friki" o "Carmen de Mairena", a la guardia civil le fue diagnosticado un trastorno ansioso-depresivo que después evolucionó en una ansiedad generalizada.

El Tribunal Militar Territorial ya le dio en su día la razón a la demandante, y ahora, el Supremo reitera el delito de abuso de poder y sube la indemnización en 3.000 euros más.

Los magistrados subrayan que "no se trata de un hecho puntual u ocasional, sino más bien de un comportamiento reiterado", y añade: "el acusado hizo objeto a la guardia que le estaba subordinada de permanente descalificación a base de epítetos y comentarios torpes de pésimo estilo, produciendo como consecuencia natural la afectación a la dignidad personal de la aludida a modo de indebida vejación, desprecio y humillación".

Noticias relacionadas

  • El Tribunal Supremo condena a un agente de la Guardia Civil por vejar a su subordinada
Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?