Sábado, 20 de Agosto de 2022

Otras localidades

Historia de una de las cajas de ahorro más antigua de España

De Monte de Piedad a Bankia: 310 años después de su fundación la entidad podría ser nacionalizada parcialmente por el Gobierno

En 1702 el sacerdote aragonés Francisco Piquer fundó el Monte de Piedad de Madrid, con la finalidad de atender a las clases sociales menos favorecidas. Se trataba del primer germen de una institución de crédito de dinero en España. En sus comienzos fue una institución benéfica social que no cobraba intereses por los préstamos.

En 1836 se produce el primer cambio significativo para garantizar la viabilidad económica de la entidad en el futuro, se comienza a cobrar intereses por los préstamos concedidos. En 1838 nace Caja de Ahorros de Madrid, con el fin de que las clases menos acomodadas pudieran ingresar pequeñas cantidades de dinero. 31 años después, en 1896, Caja de Ahorros de Madrid y el Monte de Piedad se fusionan en una misma entidad: Monte de Piedad y Caja de Ahorros de Madrid. Años más tarde se transformó su nombre para poner delante la parte del negocio que más importancia iba adquiriendo: Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Madrid.

Hasta finales del siglo XX, Caja Madrid se caracterizó fundamentalmente por atender las demandas financieras de los particulares. En la década de los setenta se inició la modernización de la entidad de la mano de Mateo Ruíz Oriol, quien inició el desarrollo de nuevos productos y la informatización de su funcionamiento. Entre los años ochenta y los noventa Jaime Terceiro se encargó de acometer la expansión territorial de la entidad y la segmentación de la clientela.

Durante la presidencia de Miguel Blesa, desde 1996 hasta 2010, Caja Madrid dio un paso de gigantes al crecer cinco veces su tamaño. La gestión de Blesa junto a la bonanza económica que España experimentó durante más de una década, permitió que Caja Madrid se convirtiera en la cuarta entidad financiera del país, con una posición de privilegio en los mercados de créditos y recursos de clientes.

A finales de 2010, bajo la presidencia de Rodrigo Rato, la entidad integró su negocio bancario en un Sistema Institucional de Protección -SIP-, junto con otras seis cajas españolas (Bancaja, Caja Canarias, Caixa Laitana, Caja Rioja, Caja de Ávila y Caja Segovia), a raíz de la restructuración del sistema de cajas de ahorro impuesto por el Banco de España. El SIP, que da lugar tercer grupo financiero español, lleva el nombre de Banco Financiero y de Ahorros, y está controlado por Caja Madrid

En marzo de 2011, dos meses después de que el Banco Financiero y de Ahorros comenzara a operar, se presenta el nuevo nombre comercial de la entidad: Bankia, Las sietes cajas de ahorro que integran el SIP aprueban traspasar todos sus activos y pasivos a Bankia, únicamente se reservarían el nombre comercial de cada una de ellas y la obra social; aunque con el paso del tiempo deberían operar bajo la misma marca.

Desde su nacimiento, Bankia se erige como uno de los principales bancos de nuestro país, siendo el primero en volumen de negocio doméstico y el tercero por volumen de activos. Caja Madrid, con un total del 52,06% de las acciones, es el accionista mayoritario de Bankia.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?