Domingo, 29 de Enero de 2023

Otras localidades

El FMI advierte de que pueden estar gestándose nuevas burbujas

En su último informe, el Fondo detecta un aumento del interés por asumir riesgos y pide a las autoridades vigilancia contra estos excesos

El Fondo Monetario Internacional (FMI) completa con su informe de Estabilidad Financiera su repaso al estado de la economía mundial que hace cada primavera, y en ese texto alerta de que se están retomando comportamientos especulativos del tipo de los que llevaron a la crisis. Todavía no se han "alcanzado niveles de tensión", pero la propia organización recomienda reforzar la vigilancia: "contener esos potenciales excesos es un imperativo para la estabilidad financiera".

Es su informe sobre Estabilidad Financiera Global, el FMI dice que la situación de los mercados ha mejorado respecto al pasado otoño, y que eso, junto con una política monetaria laxa, está conduciendo a un "agudo incremento del apetito por el riesgo y un repunte en los precios de activos". De hecho, en el mapa de estabilidad financiera que elabora el Fondo, todos los componentes de riesgo disminuyen salvo el monetario y, sobre todo, el "apetito por el riego".

Esto, dice el Fondo, puede llevar a "valoraciones exageradas [de activos] y un endeudamiento creciente, que puede hacerse sistémico y extenderse a las economías emergentes". "La mayoría de los sectores muestran pocos signos claros de que se estén formando burbujas en los precios de los activos en este momento", aseguran, pero añaden que llegan indicios preocupantes de Estados Unidos y "riesgos de recalentamiento en el mercado inmobiliario en algunos países europeos, Canadá y en economías emergentes".

Comportamientos preocupantes

El FMI viene a decir que las políticas monetarias expansivas adoptadas para tratar de combatir la atonía en la actividad económica y el elevado desempleo han puesto mucho dinero en circulación, y esto provoca que algunos agentes se arriesguen más en sus inversiones. Por ejemplo, los fondos de pensiones y las compañías aseguradoras de Estados Unidos, que están tendiendo a inversiones más arriesgadas en busca de rentabilidad, pero también otro tipo de empresas.

Entre los síntomas preocupantes, el FMI señala emisiones de deuda por parte de empresas que ofrecen una rentabilidad creciente, que no se compadece con la marcha de sus negocios. "Seguir pidiendo dinero prestado cuando bajan los ingresos [de esas empresas] está acentuando el endeudamiento corporativo", invirtiendo las tendencias más conservadoras prevalentes tras el estallido de la crisis, resume el texto.

Aumentar la vigilancia

A pesar de insistir en que estas prácticas "no plantean un riesgo sistémico inmediato", el propio Fondo recomienda "estrechar la vigilancia", porque un cambio en las condiciones económicas (aumento de la volatilidad, aumento de los tipos de interés) puede desencadenar los problemas. "En este contexto", recomiendan, "las autoridades han de vigilar de cerca la situación y estar listos para contrarrestar los excesos rápidamente".

Entre las recomendaciones que incluye el texto, están "una supervisión mayor y herramientas macroprudenciales, como reservas contracíclicas a acumular ante el creciente endeudamiento". Recetas como éstas, insiste el Fondo, son "esenciales para hacer frente a una expansión del crédito indeseada".

Al FMI le preocupa el sobreendeudamiento de las empresas españolas

En el informe de Estabilidad Financiera las menciones a España son para insistir en la necesidad de seguir con la recomposición del sector bancario y para alertar de los problemas que sufren las empresas. En concreto, el Fondo asegura que los excesos de la etapa expansiva han cargado de deuda a las compañías de los países de la periferia del euro, como España, algo que han de afrontar con medidas como venta de activos o recortes de costes (medidas que, por otro lado, "suponen riesgos adicionales para el crecimiento y la confianza de los mercados", reconoce el Fondo).

Además, dice el texto que los bancos de la periferia siguen sin apoyar a la economía con créditos, algo especialmente perjudicial para las PYMES españolas e italianas. Los datos "muestran que ha habido un incremento durante 2011 y 2012 en la proporción de PYMEs italianas y españolas que querían un préstamo bancario pero que no obtuvieron el crédito requerido". Afrontar este problema "ha de ser enfocado como una prioridad", dice el Fondo.

De Guindos: ''La Comisión ha dicho que España no necesita ajustes adicionales en 2013''

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?