Lunes, 06 de Febrero de 2023

Otras localidades

El embajador de Palestina en España pide ayuda a Europa

Musa Amer Odeh entiende que los derechos humanos son sagrados en la Unión Europea y por ello pide que implanten medidas económicas contra Israel

Musa Amer Odeh, embajador de Palestina en España, en una imagen de archivo

Musa Amer Odeh, embajador de Palestina en España, en una imagen de archivo / EFE

Con las negociaciones de paz entre Israel y Palestina congeladas y tras ocho meses de conversaciones, el embajador de Palestina en España, Musa Amer Odeh, ha reconocido este martes que no se ha conseguido llegar a ningún acuerdo.

En un acto en la Embajada de Palestina en España, Musa Amer Odeh, ha apuntado directamente a Israel como culpables de que las negociaciones se vean estancadas. Y esto llega después de que Palestina haya solicitado adherirse a una quincena de tratados y normas internacionales relacionadas con los derechos humanos.

Según ha explicado el embajador, Palestina está dispuesta a continuar con las negociaciones haciendo uso de la "resistencia pacífica" y nunca de la violencia. Pero para ello las autoridades israelíes "tienen que cumplir su parte", lo acordado en la hoja de ruta estipulada antes de comenzar las conversaciones de paz.

Por un lado, la liberación de 106 presos palestinos y; por otro, la paralización de la construcción de colonias en territorio ocupado. Dos puntos que Israel no ha respetado ya que, según sus datos, en los últimos ocho meses se han construido 1.500 viviendas más aunque la propia Comunidad Internacional reconoce que las colonias en territorio ocupado son ilegales. "El Estado de Israel es el único Estado que está por encima de la ley, pero nosotros seguiremos por la vía de las negociaciones y de la resistencia pacífica". A lo que hay que sumarle que todavía quedan por liberar 30 presos. Sin llegar a cumplir lo acordado, Israel ha puesto sobre la mesa dos puntos que en un principio no estaban previstos. Dos ideas que están monopolizando los encuentros y que "el pueblo palestino no esta dispuesto ha asumir", afirma el embajador.

El primero de ellos pasa por que Palestina reconozca a Israel como "Estado judío", no solo como Estado. Teniendo en cuenta que en "la Palestina histórica" como la llama Musa Amer Odeh y en Jerusalén conviven ciudadanos de tres religiones diferentes (judíos, cristianos y musulmanes), la autoridad palestina no puede asumir este punto. El segundo, que aún con la construcción de dos Estados diferentes, se permita la presencia y actuación de militares israelíes en Palestina. "Eso sería seguir siendo un pueblo ocupado", sentencia.

Ante esta situación, en voz se su embajador en España, Palestina ha pedido este martes a la Comunidad Internacional que tome medidas contra Israel, unas medidas que bien podrían ser económicas y semejantes a las que se adoptaron contra Sudáfrica durante el régimen racista del Apartheid. Defienden que "la ocupación israelí es una cuestión de derechos humanos".

"No basta con emitir condenas y hacer declaraciones. Hacen falta medidas concretas cuando se violan los derechos humanos como, por ejemplo, las que se tomaron con Sudáfrica durante el Apartheid".

Por eso ha pedido ayuda directamente a Europa como agente esencial junto a Estados Unidos, el impulsor de las últimas negociaciones casi como una apuesta personal de Obama y Kerry. "Deseamos un papel más importante de Europa. No queremos que tenga un conflicto con EEUU, sino que adopte mayor fuerza como socio y aliado, dados sus intereses en la región", explicó.

"El pueblo palestino no puede salir solo de esta situación anormal en pleno siglo XXI. Pedimos a los amigos europeos que tomen medidas" ha dicho en castellano para resaltar la importancia de sus palabras. Unas medidas económicas que ya se han aplicado en países como Holanda, Dinamarca o Suiza y que pasarían por bloquear los productos de las empresas israelíes en territorio ocupado palestino. "La sociedad israelí tiene que saber que tiene que pagar un precio por lo que hace su Gobierno, para así presionarlo", añadió. "Que ninguna empresa o institución europea trabaje dentro de las colonias y que sancionen a las que lo hagan en territorio ocupado, porque consumir sus productos es apoyar la ocupación" ya que la UE es el primer socio comercial de Israel.

En caso de no conseguir lo que hoy se ha planteado, el embajador palestino lo tiene claro, solo hay un camino y es el de la negociación. Aunque advierte que no han usado todas las "armas pacíficas" que tienen a su alcance. El siguiente paso podría ser acudir a los tribunales internacionales con la intención de acusar a Israel por delitos contra la humanidad.

Carne Cruda 2.0 (04/10/13) - "En Palestina hay un apartheid"

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?