Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 20 de Febrero de 2020

Otras localidades

"La culpa fue de los mehanis"

Los tiradores de la Guardia Civil, que participaron en el operativo de la playa del Tarajal el día de la tragedia, apuntan a los agentes marroquies como los causantes del "embudo"

Imágenes de aquel 6 de febrero de 2014 en la playa del Tarajal, en Ceuta /

Los cuatro agentes que han declarado este martes como imputados por homicidio imprudente por los sucesos del Tarajal han apuntado a los 'mehanis', los agentes de las fuerzas auxiliares marroquies, como los causantes de la tragedia del Tarajal.

Estos cuatro guardias civiles, integrantes del grupo rural de seguridad de Sevilla, que dispararon pelotas de goma en el espigón de la playa ceutí el 6 de febrero del año pasado, han asegurado a la jueza que fueron los marroquíes los que trataron con dureza y apedrearon a los inmigrantes antes de que se metieran al agua y que una vez en ella, condicionaron con sus embarcaciones que se produjera un embudo en la punta del espigón, que influyó en el fallecimiento de las 15 personas que "murieron por el apelotonamiento que se generó en el agua" junto a la punta del espigón español.

Estos cuatro antidisturbios del Instituto Armado, de los que uno estaba aquella mañana en el espigón y otros tres realizaron disparos desde la playa, han presumido de ser "tiradores expertos" para argumentar que no dispararon directamente a los migrantes que trataban de entrar a nado a España.

Los imputados se han vuelto a negar a responder a las preguntas de las acusaciones populares, repitiendo el comportamiento de sus compañeros que vienen prestando declaración en los juzgados de Ceuta desde el pasado día 3 de marzo.

Insisten, como ya hicieron los ocho agentes imputados que habían declarado antes, que "gracias" a la Guardia Civil la tragedia no fue mayor. Una idea que han repetido todos los imputados que han declarado hasta ahora ante la titular del juzgado de instrucción número 6 de la ciudad autónoma.

Mañana está previsto que declaren otros cuatro GRS, es decir, otros cuatro antidisturbios, también de Sevilla, y que el 6 de febrero del 2014, el día de los hechos, estaban prestando refuerzo en la valla que separa Ceuta de Marruecos. Se completará así la declaración de los 16 guardias civiles imputados por la jueza ceutí, por un presunto delito de homicidio imprudente por la muerte de cinco de los 15 fallecidos, en referencia a los 5 cuerpos que acabaron apareciendo en aguas españolas.

A partir de estas declaraciones la magistrada tendrá que decidir si practica nuevas diligencias o si decreta el sobreseimiento de la causa. Hay que recordar que el caso sigue investigándose porque tanto la Audiencia Provincial de Cádiz como la Audiencia Nacional la han obligado a hacerlo.

Todo apunta a que este proceso, que investiga el suceso más grave en el que se hayan visto inmersas las fuerzas de seguridad españolas en nuestras fronteras, será largo porque las familias de los fallecidos y las acusaciones populares siguen con la intención de pedir nuevas diligencias a la jueza para que se llegue hasta el final y se pueda arrojar luz sobre los hechos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?