Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 17 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Mirotic e Ibaka: ¿bendito problema?

El pívot de orígen congoleño de los Thunder se declarará seleccionable con el equipo español, algo que ya hizo el alero de los Bulls. Scariolo solo puede elegir a uno de ellos

Dos buenas noticias suelen ser mejor que una. Sucede casi siempre. Sin embargo, hay casos en que dos noticias buenas pueden ser igual a una mala. Es la parte negativa de que el deporte y las matemáticas no coincidan siempre.

Hace menos de una semana Nicola Mirotic manifestó su intención de estar con la selección española en el próximo Eurobasket de Alemania y Francia. Un notición. Más aún después de los problemas y las diferencias que en las últimas fechas había habido entre el jugador de los Bulls y la Federación.

La presencia de Mirotic en el combinado nacional se daba por segura. Y no sólo eso. Se contaba con el jugador de Chicago para que fuera la primera piedra sobre la que cimentar la nueva generación del basket español tras el próximo adiós de la “generación Gasol”.

Pero Scariolo se encuentra en su operación retorno de que no hay regreso fácil. Cuando Mirotic parecía solucionarle un problema grande ahora le va a surgir uno mayor: Serge Ibaka.

El pivot de los Thunders llegó lesionado a final de la temporada NBA. Nadie contaba con él. Se pensaba que Ibaka iba a dedicar el verano a recuperarse de sus problemas de rodilla y llegar en perfecto estado de revista al arranque de la campaña americana. Pero mañana esa teoría puede saltar por los aires.

Serge Ibaka está pensando comunicar a la prensa que él está dispuesto a jugar con España también este verano. Y lo que en teoría seria una buena noticia más ahora es una noticia horrible. La normativa de aceptar sólo a un nacionalizado por combinado nacional dejaría a una estrella de la NBA fuera del equipo. Así que Scariolo tendría un soberano lio. El que se quede fuera se va a enfadar. Y mucho.

Prescindir de Mirotic tras haberle convencido con Pau Gasol de embajador se antoja casi imposible. Pero y ¿ cómo dejar fuera a un portento físico como Serge Ibaka sabiendo que de lo que vamos a carecer en el futuro es de pivots?. La decisión es cómo responder a la pregunta de ¿a quién quieres más… a papá a o mamá? Cualquier respuesta nunca sería lo suficientemente buena. Me temo que tome la decisión que tome a Scariolo le va a pasar lo mismo.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?