Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 30 de Mayo de 2020

Otras localidades

LA CRISIS DE LOS REFUGIADOS

Los países de Europa del Este insisten en su rechazo a las cuotas de refugiados

Hungría, Polonia, República Checa y, Polonia y Eslovaquia apuestan por reforzar las fronteras incluso con ayuda del Ejército

El primer ministro húngaro, el conservador nacionalista Viktor Orbán, durante una rueda de prensa tras la reunion de jefes de gobierno de los países del Grupo de Visegrado, en Praga

El primer ministro húngaro, el conservador nacionalista Viktor Orbán, durante una rueda de prensa tras la reunion de jefes de gobierno de los países del Grupo de Visegrado, en Praga / Filip Singer (EFE)

Los países del Este de Europa, reunidos en Praga, han rechazado el reparto de cuotas de refugiados propuesto por el presidente de la Comisión, Jean Claude Juncker, y aprobado ya por el Parlamento Europeo: Hungría, Polonia, Chequia y Eslovaquia se desmarcan de la propuesta. Dinamarca se ha sumado a esta posición y los representantes daneses han asegurado que acogerán todos los inmigrantes que pueda, pero sin obligatoriedad. Dinamarca no está obligada a participar en el reparto, ya que mantiene una excepción a la política comunitaria en las áreas de Justicia e Interior, como Reino Unido e Irlanda.

A un lado, el ministro de Relaciones Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, ha insistido en que la Unión está ante el mayor desafío de su historia, y en que los Estados miembros tienen que comprender que esto no lo puede manejar un solo país. También ha abogado por acordar un mecanismo justo de distribución de los migrantes, que siguen llegando. Alemania espera unos 40.000 solo este fin de semana.

El primer ministro húngaro, Viktor Orbán, junto a los jefes de los gobiernos de la República Checa, Bohuslav Sobotka, de Polonia, Ewa Kopacz, y de Eslovaquia, Robert Fico / Filip Singer (EFE)

En medio, Luxemburgo, que apuesta por la creación de una autoridad común para toda la Unión que garantice que se cumplen las mismas normas en todos los Estados.

Y al otro, los de Europa del Este, el Grupo de Visegrado: República Checa, Eslovaquia, Hungría y Polonia, los más críticos con las cuotas. Hace justo una semana, también en Praga, ya mostraron su rechazo al sistema y apostaron por reforzar las fronteras incluso con la ayuda del Ejército.

Para el ministro de Exteriores checo, su país necesita mantener un estricto control a nivel nacional sobre a quién acogen y a quien no, así que la decisión será suya y no de la Comisión Europea. Y en respuesta a las cifras dadas su homólogo alemán, el ministro húngaro ha asegurado que para final de año el número de refugiados que habrán entrado en su país puede ser de entre 400.000 y 500.000.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?