Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 21 de Septiembre de 2019

Otras localidades

La supervivencia de cáncer infantil en España está por debajo de la europea

Los pocos recursos que España dedica a la investigación en cáncer infantil y la falta de unidades especializadas están impidiendo que mejore la supervivencia infantil, según la SEHOP

Cada año, en España se diagnostican cerca de 1.600 nuevos casos de cáncer en niños (entre 350 y 400 son adolescentes). La supervivencia en España es alta, pero “algo está pasando que nuestros resultados sobre supervivencia en cáncer infantil que no están mejorando”, según la doctora Ana Fernández-Teijeiro, que preside la Sociedad Española de Hematología y Oncología Pediátrica (SEHOP). Según los datos que maneja esta organización, a día de hoy, de cada diez niños con cáncer siete se curan, “esa cifra era algo impensable hace 30 años”. Esa es la lectura positiva, la negativa es que “desde hace tres años” en España se ha producido “un estancamiento en la supervivencia de cáncer en niños”.

¿Por qué la supervivencia se ha estancado en España?

Hay varios motivos que explican por qué la supervivencia de los niños con cáncer no ha crecido en los últimos años. La primera es que a los pacientes de 14 a 18 años “no se les atiende en unidades de oncología pediátrica”, y eso es un problema serio, según la oncóloga Fernández-Teijeiro porque en las unidades de adultos “no hay la misma experiencia para tratar las patología más propia de los menores”. Y eso es así porque, como se explicará más abajo, los tipos de cáncer que tienen los niños difieren de los que sufren los adultos, y por tanto el nivel de especialización de los equipos médicos no es el mismo.

Los oncólogos también advierten que los adolescentes con cáncer en España están en un limbo  porque “no se les incluye en el registro español de tumores infantiles, no sabemos lo que pasa con ellos”. También afecta a la supervivencia de los niños con cáncer otros factores graves. Por ejemplo, que de los 190 hospitales que tenemos en España, solo 42 tienen unidades de oncología pediátrica, “y no todas están dirigidas por pediatras”, según lamenta el doctor Luis Madero, jefe de Servicio de Hematología y Oncología Pediátrica del Hospital Niño Jesús de Madrid.

"Hay pocos recursos para investigar en cáncer infantil"

A esto se suma los problemas que está sufriendo España en la investigación en cáncer infantil, “la investigación en cáncer pediátrico ha tenido muchos menos recursos, tanto económicos, como asistenciales, es decir, de personas que quieran dedicar su vida a la investigación en pediatría”. Se invesiga poco y se ensaya poco con niños, porque los grandes laboratorios dirigen sus ensayos "a tratamientos de una alta rentabilidad”, como apunta el doctor Madero.

Todo esto explicaría por qué la supervivencia de los niños con cáncer en España está en el 77%, frente al 82-83% de la media europea. Según la SEHOP, solo están por detrás de España, países como Portugal, Eslovenia y Hungría. En el otro extremo nos encontramos a Austria y Suiza, los países con mayor supervivencia, donde se supera el 90%.

El precio de los tratamientos afecta al acceso de los fármacos contra el cáncer infantil

A los oncólogos también les preocupa que el alto precio de algunos tratamientos está provocando problemas de equidad entre las distintas comunidades. Por ejemplo, para luchar contra el osteosarcoma, “con algunos fármacos ha existido una asimetría en su dispensación dependiendo de la comunidad autónoma, dependiendo del hospital, de la provincia…”, advierte la presidenta de la SEHOP, “ha habido diferencias”, aunque “afortunadamente en la mayoría de los hospitales esta situación se ha resuelto, en parte, gracias a las protestas de los padres”.

Pero la inequidad sigue siendo una realidad, “me consta que todavía en algunas provincias existe alguna dificultad para conseguir algún fármaco”. Por prudencia, la doctora Ana Fernández-Teijeira prefiere no dar ni el nombre del fármaco, ni las provincias afectadas.

Según el registro español de tumores infantiles (que se actualiza cada años desde 1978), los cánceres más frecuentes de niños de 0 a 14 años son:

  • Leucemia (que concentra el 30% de los casos)
  • Los tumores del sistema nervioso central (20% de los casos)
  • Los linfomas (15%)

Los casos de cáncer más comunes de 14 a 18 años son los tumores óseos, los linfomas y los tumores del sistema nervioso central.

El doctor Madero, que además preside la Fundación de la Asociación Española de Pediatría cree que los oncólogos infantiles juegan un papel crucial para mejorar la supervivencia de los niños con cáncer, “nuestro objetivo es que los niños lleguen a ser adultos, y que lo sean lo más sano posible”, un objetivo difícil para los oncólogos pediátricos porque cuando se habla de niños “hay que curar, pero hay que curarles bien, hay que curar sin secuelas”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?