Lunes, 19 de Abril de 2021

Otras localidades

Atentados Londres 3-J | Entrevista

"Imagine la ansiedad de las familias que se preguntan si sus hijos serán los siguientes en hacer algo así"

Entrevista con Talha Ahmad, portavoz del Consejo Británico de Musulmanes

Miembros de la comunidad musulmana de Londres depositan flores junto al mercado de Borough, donde tuvieron lugar los atentados.

Miembros de la comunidad musulmana de Londres depositan flores junto al mercado de Borough, donde tuvieron lugar los atentados. / ANDY RAIN (EFE)

Talha Ahmad es el portavoz del Consejo Británico de Musulmanes (MCB, en sus siglas en inglés), una organización nacional que acoge a otros 500 pequeños grupos, desde mezquitas a asociaciones locales. Su organización lanzó el domingo una campaña como respuesta al atentado del Puente de Londres: Si ve algo, denuncie. Es un intento por ir más allá de la reacción más humana de expresar dolor y duelo por muertos y heridos, aportando algo práctico a esa corrosiva pregunta de qué hacer para parar esto. "Es algo por lo que la sociedad en su conjunto no tiene que pasar -dice Talha-, pero nosotros sí, porque son nuestros hijos los que pueden ser radicalizados. Imagine la ansiedad y el miedo que eso produce".

Pero a la vez, cualquier musulmán en Reino Unido puede ser víctima de los ataques, como de hecho ha pasado en la mayoría de grandes atentados, como el del Mánchester Arena. Y eso lleva a Ahmad a hablar de un "doble golpe" para su comunidad cada vez que esto pasa. "Si se fija en el discurso público, verá que muchas veces se nos presenta a los musulmanes como 'el otro' ¡pero no somos el otro! Formamos parte del tejido social de este país, somos tan ciudadanos británicos como cualquier ciudadano británico".

Este abogado, que recibe a la SER en su despacho del norte de Londres, no elude ese hecho de que quienes atentan forman parte de familias, de comunidades, que son las mismas que su organización representa. Pero ante la tendencia a apuntar con el dedo, pide la comprensión de la sociedad hacia gente que quiere acabar con el terrorismo tanto como cualquiera. "Los datos confirman que la gente denuncia ante las autoridades, que realmente sí que denuncian cuando creen que hay alguien con ideas extremistas". De hecho, varios de los terroristas de estas últimas semanas habían sido expulsados de su mezquita y habían sido denunciados por los cauces establecidos por la policía británica en estos casos.

Le preguntamos a Ahmad si, el hecho de que habiendo sido denunciados parece que las fuerzas de seguridad no hicieran mucho, no acabará mandando el mensaje a quienes denuncian de que no servirá de nada: "Bueno, uno tiene que denunciar. No pensando en lo que vaya a pasar después, porque eso no está bajo nuestro control. Uno puede elegir si denuncia o no, y si lo hace al menos existe la posibilidad de que alguien con la responsabilidad para ello haga algo".

Poco antes de recibirnos, ha recibido la noticia, dada luego en varios medios, de un hombre agredido por cuatro matones en Peterborough, al este de Inglaterra, por ser musulmán. "Siempre que hay un atentado pasa esto, crecen las agresiones; aunque debo decir que esta vez parece que no tanto como otras". Ahmad entiende el momento de tensión para todo el país, "las emociones están a flor de piel y la gente pide que se haga algo, pero nadie sabe tampoco qué, y eso lleva a empezar a señalar con el dedo a un sector, al desacuerdo o a caer en lo personal". Frente a eso pide tranquilidad a los dirigentes políticos, incluso para el debate sobre si el sistema ha funcionado bien, cuando se ha considerado que quienes han hecho un ataque no eran gente potencialmente peligrosa. "Habrá que preguntarse todo eso, pero quizás no es el momento, con las heridas tan abiertas. Cuando todo es tan emocional, puede que se tomen decisiones que hagan más mal que bien".

Pide al nuevo gobierno que salga de las urnas el jueves que nada más llegar al poder "se sienten y mediten profundamente sobre si están contando con toda la sociedad en esa lucha contra la radicalización escuchando a todos los que tienen que escuchar" y valorando las medidas por su efectividad en asegurar la vida de la gente y no en función de prejuicios u otro tipo de prioridades.

Como organización nacional que agrupa a otras pequeñas, le preguntamos precisamente sobre cómo asisten a estos grupos para que puedan ser más efectivos en prevenir la radicalización y en denunciarla cuando se ha producido: "Es algo muy complicado, porque si los servicios de seguridad, que a pesar de todo están entre los mejores del mundo no han podido pararlos, imagine las pequeñas comunidades sin medios, muchas veces de zonas pobres, marginados y estigmatizado. Nos cuesta más combatir contra esta gente, que por cada razón que le damos parece tener 20 en sentido contrario y que está en el punto de mira del ISIS".

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?