Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 15 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Muere 'Forges' a los 76 años tras medio siglo dibujando nuestra historia

El humorista gráfico de 'El País' ha muerto en Madrid a los 76 años de un cáncer de páncreas. El periódico publica hoy mismo su última viñeta

Fallece a los 76 años el genial Forges. / ATLAS

El humorista gráfico Antonio Fraguas, más conocido como Forges, murió hoy en Madrid, a los 76 años, a causa de un cáncer de páncreas, informaron fuentes familiares al diario El País.

Forges murió esta madrugada en la clínica de la Fundación Jiménez Díaz, tras combatir contra un cáncer, la enfermedad que le había sido diagnosticada en febrero de 2017.

A lo largo de su carrera profesional, el humorista plasmó su visión de la realidad en publicaciones como Hermano Lobo, La Codorniz, El jueves, Pueblo, Informaciones, Diario 16, El Mundo o El País, periódico en el que publicó sus viñetas durante los últimos 23 años.

Ese rotativo le considera como "el humorista que mejor ha retratado el último medio siglo de la historia de España" y destaca que "supo plasmar con ternura e ironía la evolución de una sociedad que pasó del desarrollismo franquista de sus primeros dibujos al mundo hipertecnológico de su última etapa".

"Dibujante de chistes en serio"

Antonio Fraguas De Pablo había nacido en Madrid, el 17 de enero de 1942, en una familia numerosa -era el segundo de 9 hermanos- de madre catalana y padre gallego, el también humorista y periodista, Antonio Fraguas Saavedra, a quién le planteó que quería ser "dibujante de chistes en serio".

La última viñeta de Forges en El País. / EL PAÍS

Su padre, que no puso objeciones a su vocación, solo le pidió que fuera original. "Que se reconozca un dibujo tuyo a quince metros", le dijo. De ahí esos bocadillos de perfiles negros muy gruesos de sus viñetas, o sus "forgendros", llenos de palabras imposibles e inventadas como "tontolcool".

Forges comenzó la carrera de Telecomunicaciones, estudios que dejó ya que trabajaba desde los 14 años en TVE, donde fue técnico, mezclador de imagen y coordinador, hasta que en 1973 pidió una excedencia para dedicarse de lleno al humor gráfico.

Tradujo su apellido al catalán, Forges, porque durante el franquismo, no se veía bien ser funcionario y humorista. Su primera viñeta la publicó el diario Pueblo en mayo de 1964, pero no empezó a ser conocido hasta su llegada al diario Informaciones (1967-79).

Su humor inteligente recoge lo absurdo y contradictorio en la sociedad española y sus originales personajes derrochan la misma humanidad y talento que su autor, comprometido en la defensa de la dignidad del ser humano. Sus 'blasillos',  'marianos' y 'conchas', funcionarios profundos, beatas o náufragos perdidos son reconocidos por varias generaciones de lectores después de que haya publicado sus viñetas diarias, e ininterrumpidamente, durante 50 años.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?