Ciencia y tecnología
Cubo de Rubik

Las máquinas ya no necesitan al ser humano para resolver el cubo de Rubik

La inteligencia artificial es capaz de resolver en cubo en apenas 30 movimientos

El algoritmo es capaz de resolver el cubo en 30 movimientos. / YouTube

Madrid

A lo largo de este último año hemos sido testigos de nuevos récords mundiales de velocidad a la hora de completar el cubo de Rubik. En primer lugar, el SeungBeom Cho resolvía el clásico puzle en apenas 4,59 segundos. Apenas unos meses más tarde, el australiano Feliks Zemdegs, hacía lo propio en tan solo 4,22 segundos.

Más información

Dos cifras, inalcanzables para prácticamente todo el mundo, que eran fácilmente superadas por un grupo de ingenieros el pasado mes de marzo. Todo gracias a un robot y un software capaz de gestionar el proceso de captar la imagen del cubo, de identificar los colores y de deducir el siguiente movimiento. Tras añadirle varias cámaras deportivas y unos motores extraídos de proyectos anteriores, el robot desarrollado por Jared di Caprio y Ben Katz resolvía el puzle en 0,38 segundos.

Las máquinas que aprendían solas

Para resolver el cubo en menos de un segundo, el robot desarrollado por Katz y di Caprio fue asistido en todo momento por sus creadores, quienes le ayudaron a lograr esta proeza. Sin embargo, en un futuro no muy lejano, las máquinas no necesitarán la ayuda del ser humano para completar este cubo e incluso superar el récord actual.

A través de un estudio, un equipo de investigadores de la Universidad de California ha dado a conocer que ha desarrollado un programa (conocido como 'autodidactic iteration') para que las máquinas puedan resolver este puzle sin ayuda externa. Para que esto sea posible, la máquina obtiene el cubo resuelto y comienza a desgranarlo para determinar cuál de los movimientos propuestos por su inteligencia es mejor.

30 movimientos para resolver el cubo

Tras varios intentos, el algoritmo optimiza su labor en base a lo aprendido y completa el cubo de Rubik sin ningún tipo de ayuda externa. El equipo dirigido por Stephen McAleer asegura que el sistema ya es capaz de resolver el cubo en apenas 30 movimientos. Por lo tanto, puede completar el puzle con un número de movimientos similar al de un humano.

Después de completar este desafío, el equipo pondrá a prueba a su algoritmo y le ofrecerá cubos más grandes y difíciles de resolver. Todo ello para analizar el comportamiento de la inteligencia artificial ante retos cada vez más importantes. Un estudio que demuestra la capacidad de la inteligencia artificial y teoriza sobre las aplicaciones de este algoritmo a otros campos.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad