Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 23 de Octubre de 2019

Otras localidades

Dos fármacos logran convertir células cancerígenas en grasa en ratones

Una terapia diseñada por científicos de la Universidad de Basilea y que combina el uso de dos fármacos es capaz de obligar a las células malignas de cáncer de mama a convertirse en células de grasa. Y esto se ha utilizado ya para impedir la formación de la temida metástasis en ratones, según el estudio que publica la revista "Cancer Cell".

Células cancerosas antes y después del tratamiento. / ()

El grupo de investigación dirigido por el profesor Gerhard Christofori, del Departamento de Biomedicina de la Universidad de Basilea, en Suiza, ha dado un nuevo paso para combatir el desarrollo de tumores y la formación de metástasis en el caso del cáncer de mama, una de las enfermedades más comunes y mortales en las mujeres.

De momento, esta nueva terapia sólo se ha ensayado en ratones, pero los investigadores suizos han logrado (tras usar una combinación de dos fármacos) convertir células de cáncer de mama, que se dividen rápidamente y forman metástasis, en células de grasa, que ya no se pueden dividir y apenas pueden diferenciarse de las células de grasa normales.

Y lo más importante de todo: esto evita que el tumor invada el tejido y los vasos sanguíneos próximos, y, por lo tanto, no se pueden formar más metástasis.

Ensayos

 

"En el futuro, este enfoque terapéutico innovador podría usarse en combinación con la quimioterapia convencional para suprimir tanto el crecimiento del tumor primario como la formación de metástasis mortales", dice el profesor Gerhard Christofori.

Esta novedosa terapia se basa en una combinación de dos medicamentos: “rosiglitazona”, que se usa ya ampliamente para tratar a pacientes con diabetes, y el “trametinib”, que inhibe el crecimiento y la diseminación de las células cancerosas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?