Últimas noticias Hemeroteca

Pedro Sánchez: "El divorcio entre la economía y la política es la mayor amenaza para la democracia"

En su visita a la la sede del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, el presidente del gobierno ha dicho que "a pesar del poder de los datos, siempre habrá quien sostenga sus proyectos políticos en base a datos falsos"

Viaje de Pedro Sánchez al Consejo de Europa y al Tribunal Europeo de Derechos Humanos. / ()

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha sacado pecho en la sede del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), recordando "en tiempos de fake news" que España es una de las 19 democracias plenas que hay en el mundo "según los más prestigiososos observatorios independientes" y también que, en el periodo 2013-2017, el número de reclamaciones ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos con origen en España ha estado "muy por debajo de la media de los estados miembros".

La visita de Sánchez se ha celebrado a pocos días de que comience el juicio contra los políticos acusados por el referéndum independentista del 1 de octubre de 2017. Un tema que no ha mencionado expresamente, pero al que parece haberse referido de forma indirecta.

"Si alguna lección hemos aprendido de la historia es que no se puede gobernar ignorando a las minorías, excluyendo voces o limitando derechos y libertades. Es una lección que mi país aprendió dolorosamente", ha recordado. "Por eso nos dotamos de una nueva estructura territorial en España que descentraliza poder legislativo y poder ejecutivo, para garantizar no solamente la igualdad entre españoles, que es esencial, sino también que la especificidad, las diferencias y las particularidades de todos y cada uno de los territorios, que es una riqueza de nuestro país, estén protegidas y garantizadas por igual en todos ellos, a la vez que queda garantizada también la unidad de España, asumiendo en todo caso que unidad no signifca homogeneidad".

Pero Sánchez también ha dedicado buena parte de su discurso a poner ejemplos del compromiso de España con los derechos humanos: "España dejó atrás un tiempo en el que una mujer no podía ni disponer de sus bienes sin la autorización de un hombre, y les hablo de 1974, hace apenas tres días, para sentar en la actualidad al doble de mujeres que de hombres en el Consejo de Ministros".

El presidente del Gobierno también ha asegurado que "el divorcio entre la economía y la política es la mayor amenaza para la democracia", y por eso ha reivindicado "la recuperación de la sanidad uiniversal, que fue quebrada hace unos años" o el incremento del salario mínimo para "reducir la desigualdad, redistribuir el crecimiento y que no haya trabajadores pobres en países que crecen y son ricos".

Sánchez también ha aprovechado su visita a Estrasburgo para referirse a desafíos "ante los que nada pueden quienes buscan cobijo en la falsa protección de las fronteras", como el calentamiento global o la crisis migratoria. Según Sánchez, hay que garantizar la seguridad de las fronteras, pero también los derechos humanos de los migrantes y demandantes de asilo, lo cual supondría "un acto de justicia con nuestor propio pasado"

El presidente, que ha abogado varias veces por el compromiso de España con el multilateralismo, también ha recordado España fue "l última dictadura de la Europa occidental" y ha dicho que Siria y Venezuela suponen "la evidencia más reciente de un drama, una catástrofe que se repite a lo largo de la historia con distintos nombres y distintos protagonistas" y ante la que "Europa tiene que estar a la altura desde la afirmación de sus propios valores".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?