Últimas noticias Hemeroteca

Un nuevo 8M que quiere demostrar que si ellas paran, se para el mundo

Las actividades reivindicativas comienzan este mismo jueves. Varios sindicatos han convocado una huelga general de 24 horas. CCOO y UGT han convocado paros de dos horas por turno, de 12:00 a 14:00 o de 16:00 a 18:00 horas y las dos primeras horas del turno para los de noche.

Concentraciones en Andalucía convocadas por el movimiento feminista con motivo del Día de la Mujer. / ()

Las mujeres de España están llamadas a participar este viernes en la huelga feminista y a marchar por las ciudades españolas para denunciar las desigualdades y violencias que aún padecen, una convocatoria con la que el movimiento feminista aspira a volver a demostrar que si ellas paran, "se para el mundo".

Más de mil motivos alegan tener para salir de nuevo a las calles, tras el éxito de las movilizaciones de 2018, porque además de que la igualdad real sigue siendo una quimera, la lucha feminista ha sido cuestionada por el neomachismo y la extrema derecha.

El movimiento feminista ha convocado una huelga general contra la violencia y la desigualdad que sufren las mujeres en todos los ámbitos, una huelga cimentada en cuatro ejes: laboral, estudiantil, de cuidados y de consumo.

A instancias de la Comisión 8M varios sindicatos de ámbito estatal (CNT, CGT, Solidaridad Obrera y Confederación Intersindical) han convocado legalmente la huelga general de 24 horas. Y las dos grandes centrales sindicales, CCOO y UGT, han convocado paros de dos horas por turno, de 12:00 a 14:00 o de 16:00 a 18:00 horas y las dos primeras horas del turno para los de noche.

Acciones con las que las mujeres reivindicarán sus derechos

La Comisión 8M detalla manifestaciones en 65 ciudades, pero sólo en la Comunidad de Madrid habrá 75 manifestaciones. La principal será la que tendrá lugar en Madrid, que partirá a las 19 horas de Atocha y desembocará en la Plaza de España pasadas las 21 horas bajo el lema "Somos imparables, ¡feministas siempre!".

Desde la Comisión 8M, impulsora de las movilizaciones, "se llama a participar en la manifestación como expresión de las reivindicaciones del movimiento feminista de base, sin protagonismos ni instrumentalizaciones partidistas".

El 8M se celebra este año en plena precampaña electoral lo que ha llevado al intento de todas las fuerzas políticas de tratar de instrumentalizar una movilización que el movimiento feminista se resiste a politizar.

En este contexto, los distintos partidos ya han avanzado si participarán o no en las marchas y, de hacerlo, qué líderes acudirán.

Desde del PSOE, la vicepresidenta del Gobierno y ministra de Igualdad, Carmen Calvo, acudirá junto a media docena de ministros y ministras del gabinete. También el vicepresidente de la Comisión Europea, el holandés Frans Timemrmans, aunque no lo hará el presidente del Ejecutivo, Pedro Sánchez. Sí participarán miembros de la Ejecutiva del PSOE como Toni Ferrer, Beatriz Corredor o Isaura Leal, entre otros.

Las representantes de Unidos Podemos Irene Montero, Sofía Castañón, Ángela Rodríguez Pam, Ione Belarra, Noelia Vera e Idoia Villanueva estarán presentes, al igual que Toni Roldán, Melisa Rodríguez, Begoña Villacís y Marta Rivera de Ciudadanos.

Los diputados de Podemos donarán el salario del día a una organización feminista. El PP, sin embargo, ha descartado acudir por considerar que el manifiesto que se leerá tras la manifestación es "politizado y partidista" y sólo sirve para "hacer propaganda a la izquierda radical".

"Ocupamos las calles para hacer visibles nuestros trabajos, nuestras demandas y nuestros cuerpos. Y demostramos que si paramos nosotras, se para el mundo, que impulsamos y desarrollamos propuestas e ideas para pensar en otras vidas y otro mundo, que somos miles, millones, las mujeres dispuestas a conseguirlo, y vamos a por todas", reivindica el citado manifiesto.

"Nuestras vidas siguen marcadas por las desigualdades, por las violencias machistas, por la precariedad, por procesos de exclusión derivados de nuestros empleos, la expulsión de nuestras viviendas, el racismo, por la no corresponsabilidad ni de los hombres, ni del Estado en los trabajos de cuidados", continúa.

El manifiesto se posiciona también contra el racismo, la ley de extranjería, las guerras, las leyes mordaza y contra aquellos que "criminalizan la protesta y la resistencia feminista".

Más allá de estos postulados, el 8M no se limita a la huelga y las manifestaciones.

Distintos colectivos, como el de las mujeres comunicadoras, las estudiantes, las juristas, las ingenieras y las técnicas de teatro leerán sus respectivos manifiestos.

Y ya en la noche de este jueves empezarán las actividades. A las 21 horas una marcha nocturna de "mujeres, bolleras y trans" caminará hacia la Puerta del Sol, donde a las doce horas habrá una cacerolada (también las habrá en Vallecas, Carabanchel, Retiro, Bellas Vistas, Salamanca y Prosperidad).

El viernes, a partir de las 8 de la mañana, un "bicipiquete" recorrerá las calles de Madrid para animar a las trabajadoras a que se unan a la huelga en el Día Internacional de la Mujer y a la hora de la comida se han convocado picnics feministas para charlar sobre las principales reivindicaciones y las desigualdades que padecen las mujeres.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?