Últimas noticias Hemeroteca

Un hombre se salva de un flechazo gracias a su teléfono móvil

Las autoridades han detenido al presunto atacante, de 39 años de edad

La Policía de Nueva Gales del Sur comparte la imagen del teléfono móvil atravesado por una flecha. /

A pesar de que una simple caída puede rasgar su pantalla, los teléfonos móviles son cada vez más resistentes. Es cierto que todavía no están a la altura del legendario Nokia 3310, capaz de resistir todo tipo de golpes y caídas, pero van por buen el buen camino. Los smartphones de las grandes tecnológicas no solo son resistentes al agua y al polvo, sino que ya son capaces incluso de parar un flechazo. 

Un Apple Watch salva la vida a un hombre tras detectar anomalías en su cuerpo

El reloj inteligente de Apple detectó una subida súbita en las pulsaciones

Si hace unos meses éramos testigos de cómo un Apple Watch conseguía salvar la vida a un hombre tras detectar anomalías en su cuerpo, ahora un teléfono móvil de la misma compañía ha salvado a un australiano de un final fatal. Así lo ha demostrado la Policía de Nueva Gales del Sur a través de su cuenta de Twitter, donde ha publicado la imagen del teléfono móvil atravesado por la flecha en cuestión.

El escudo perfecto

Según ha dado a conocer la policía mediante un comunicado publicado en su página web, los hechos tuvieron lugar a primera hora del pasado miércoles en el pueblo de Nimbin, cuando la víctima vio a uno de sus vecinos junto la puerta de su casa armado con un arco y una flecha. Cuando este se bajó del coche, la víctima decidió fotografiar al arquero, quien contraatacó levantando su arco y disparándole.

Por suerte, el teléfono móvil se convirtió en el escudo perfecto para evitar un final fatal. En lugar de golpear a la víctima, la flecha atravesó el iPhone, dejando una punta afilada que sobresale cinco centímetros a través de la pantalla del dispositivo. A pesar de que la flecha logró destrozar el protector de pantalla, no consiguió impactar contra la víctima, quien apenas registra una pequeña herida en la barbilla causada por el impulso de la flecha. 

El atacante ha sido detenido

Tras el inesperado ataque, la víctima contactó con la policía de Richmond, que llegaría minutos más tarde al lugar de los hechos para detener al hombre de 39 años. Según recoge la Policía de Nueva Gales del Sur, el hombre fue trasladado hasta la comisaría de Nimbin, donde fue acusado de agresión y de daños a la propiedad por el flechazo a su vecino.

Apenas unas horas más tarde, el cuerpo de policía le otorgaría una fianza condicional. No obstante, el acusado tendrá que comparecer el próximo 15 de abril frente al Tribunal Local de Lismore, donde le juzgarán por el ataque que pudo cobrarse con la vida de la víctima de no ser por el teléfono móvil.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?