Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 20 de Octubre de 2019

Otras localidades

"Voy a tratar de decirte quién es al decirte quién no es": el artículo de Gasol sobre Antetokounmpo que no te puedes perder

Pau Gasol ha publicado un artículo en 'The Player's Tribune' intentando explicar quién es la estrella de los Bucks y qué ha logrado en esta temporada en la NBA

Giannis Antetokounmpo en una foto de archivo. / ()

'The Player's Tribune' es una de esas páginas web referencia en el mundo del deporte. En esta web puedes leer artículos muy cuidados de deportistas reconocidos internacionalmente. El último en escribir uno de esos artículos ha sido Pau Gasol, que ha querido alabar la figura de Giannis Antetokounmpo, compañero del de Sant Boi en los Bucks y claro candidato a alzarse con el trofeo de MVP de la temporada.

Puedes leer el artículo original aquí. A continuación, te mostramos el texto traducido, una pieza que merece la pena disfrutar:

"Cuando me uní a los Bucks, las preguntas comenzaron de inmediato.

La gente quería saber sobre Giannis. Querían saber qué pensaba de él, y querían saber con qué jugadores lo compararía. No los culpo. Giannis es difícil de describir. Él no encaja fácilmente en categorías que estamos acostumbrados, ahora o en el pasado.

Llegué a Milwaukee en marzo, y estaba emocionado de unirme a un gran equipo, una franquicia en ascenso con la vista puesta en un campeonato de la NBA. No un campeonato a medio plazo, si no para ahora. Esta temporada.

Y sabía que me estaba uniendo al equipo que tenía al MVP de este año.

Cada temporada, hay muchos jugadores que firman temporadas sobresalientes. Pero solo puede haber un MVP. Durante mis 18 temporadas de la NBA, tuve la oportunidad de jugar con y contra algunos de los mejores jugadores de mi generación. Me gustaría pensar que tengo una opinión formada sobre el tema, pero no soy un analista o comentarista, así que permítanme hacer las cosas de manera un poco diferente aquí:

Voy a tratar de decirte quién es Giannis.

Al decirte quién no es.

Giannis Antetokounmpo en un partido ante los Raptors. / Benny Sieu (USA TODAY Sports)

Giannis Antetokounmpo no es Russell Westbrook.

Repito: no es Russ.

Dicho esto, he jugado contra ambos, y veo similitudes entre ellos. Tanto Giannis como Russ juegan cuesta abajo como nadie más en la liga. Corren hacia ti, no a tu alrededor, ejerciendo una presión increíble sobre la defensa para tomar decisiones en una fracción de segundo. Ambos pueden hacer un triple-doble en una temporada además de cargar con el peso anotador de sus equipos. Y tal vez lo más notable de todo, ambos juegan con una intensidad feroz que es rara incluso al nivel de la NBA.

Pero Giannis no es Russ. Russell es un futuro miembro del Salón de la Fama, ocho veces All-Star y el único jugador en la historia de la NBA en promediar un triple-doble en dos temporadas consecutivas.

Giannis no es Russ. Aún no. Giannis solo tiene 24 años. No sabemos su techo.

Giannis Antetokounmpo no es Shaquille O'Neal.

Pero por un momento, quiero que piensen en el joven Shaq. ¿Se acuerdan de Shaq, cuando estaba en LSU? ¿Recuerdan a Shaq en sus primeros años con los Magic? ¿Pueden pensar en otro jugador desde entonces con ese tamaño, con esa agilidad? ¿Quién hace mates más salvajes y más a menudo? Para mí, la lista es de un jugador, es mi compañero de equipo griego.

Para poner un poco de perspectiva, navegué un poco en Google. Cuando tenía 24 años, Shaq terminó la temporada 1996-97 con 26,2 puntos por partido con un 56% de acierto en tiros, con 12,5 rebotes y 3,1 asistencias. Comparemos eso con la producción de Giannis esta temporada: lideró a los Bucks en puntos (27,7), rebotes (12,5) y asistencias (5,9), lanzando un 58% en tiros y terminó tercero en la liga en puntos por partido.

Como jugador, sé que las estadísticas no dicen toda la verdad, simplemente cuantan una versión. Pero creo que los aficionados de la NBA pueden ver lo que veo yo. Es muy raro que un jugador con la altura de un pívot sea tan hábil, rápido y físicamente dominante. Giannis comparte esas cualidades con el joven Shaq. La forma en que el joven Shaq corría el contraataque, finalizaba con mates estratosféricos, defendía el aro... Veo algunas de esas cualidades en Giannis. Aquí hay un ejemplo. Es muy específico, pero creo que dice mucho. Cuando vean un vídeo del joven Shaq negando mates en su aro, verán instintos defensivos similares en Giannis. Ambos van a por el tapón cada vez. Creo que les resultará difícil encontrar una jugada en la que cualquiera de los haya permitido un mate fácil. Esto, también, es raro en la NBA. Es un mensaje para el equipo contrario: cada vez que te acerques al aro, estaré allí.

Pero Giannis no es Shaq.

Cuando Shaq logró tres títulos seguidos en Los Ángeles, ya se había convertido en un jugador sin comparación en la posición de pívot. Tal vez sin comparación en absoluto. Shaq se convirtió en el jugador más dominante de mi generación y, sin duda, en uno de los mejores jugadores grandes en el baloncesto. Shaq está en el Salón de la Fama. Tiene cuatro anillos. Está en su propio nivel. Él es Shaq.

Entonces, Giannis no es Shaq. Aún no. Giannis sólo 24. No sabemos su techo.

Giannis Antetokounmpo machaca el aro en la canasta de los Boston Celtics. / TANNEN MAURY (EFE)

Giannis Antetokounmpo tampoco es Kevin Garnett.

Navegué un poco más por Google: cuando tenía 24 años, en 2000-01, Kevin Garnett promedió 22 puntos y 11,4 rebotes. Esta temporada, y perdóneme por repetirme, pero es absolutamente impresionante: Giannis hizo 27,7 puntos y 12,5 rebotes. Una vez más, creo que comparar estadísticas a través de eras no es la única manera de juzgar a un jugador o a una carrera. Kevin fue uno de los tipos más vocales contra los que he jugado, y Giannis está más tranquilo en la cancha.

Pero lo que vi cuando me uní a los Bucks, y pude verlo de cerca todos los días, es la forma en que Giannis juega con la intensidad, la agresividad y la competitividad de Kevin Garnett. Tanto en Giannis como en KG, ves una tenacidad única para rebotear. Ambos jugadores tienen una visión para pasar que muchos hombres grandes no tienen.

Pero, ¿Kevin Garnett? En mi opinión, cualquier lista de los mejores ala-pívots de todos los tiempos que no tenga a KG en sus tres primeros puestos estaría equivocada. KG es un MVP, All-Star 15 veces. Lideró la liga en rebotes durante cuatro años consecutivos. Es un futuro miembro del Salón de la Fama, y tiene un anillo.

Entonces, Giannis no es KG. Aún no. Giannis sólo 24. No sabemos su techo.

Y Giannis Antetokounmpo no soy yo.

Antes de mi primera temporada en la NBA, en 2001, me marqué un objetivo personal: quería ganar al premio al Rookie del año. Y pude lograrlo. Estaba orgulloso, no solo porque había trabajado duro, sino porque no creo que mucha gente lo esperara. Lo que quiero decir es que algunas personas no sabían lo que obtendrían de un jugador europeo entonces. Para aquellos que pueden recordar el 2001, todavía era una novedad para los jugadores nacidos en el extranjero venir a la NBA y tener un impacto de inmediato. Recuerdo que me hicieron muchas preguntas sobre cómo pensaba que adaptarme al estilo de la NBA: ¿Sería lo suficientemente fuerte o lo suficientemente rápido? ¿Sería capaz de adaptarme al estilo y al ritmo de la NBA? Sabía que ese tipo de preguntas eran parte del trato, y parte de mi propio desafío para probarme a mí mismo.

Giannis tenía 18 años cuando era novato, y nunca antes había oído hablar de él. Pero recuerdo jugar contra él, era largo, flaco y tranquilo. No jugó un montón de minutos como novato. Promedió alrededor de siete puntos por partido, y no ganó el premio al mejor rookie. Pero aun cuando la NBA se haya globalizado (este año, casi uno de cada cuatro jugadores de la NBA es extranjero), no me sorprendería que Giannis hubiera tenido en su primero año algunas de las mismas preguntas críticas que me hice.

También recuerdo cuando tenía 24 años. Ganamos 45 partidos en Memphis y nos clasificamos para jugar con los Suns, el primero del Oeste, en la primera ronda de los Playoffs. Nos barrieron, 4-0. La siguiente temporada, fuimos barridos nuevamente en la primera ronda. No vi la segunda ronda de los Playoffs hasta que me uní a Kobe en Los Angeles en 2008. Esto es lo que Giannis está haciendo a la misma edad: después de una temporada de 44 victorias el año pasado, lideró a los Bucks a 60 victorias, el mejor récord de la Liga y la mayor cantidad de victorias del equipo en casi cuatro décadas.

Aunque compartimos experiencias similares como jugadores internacionales, Giannis y yo somos jugadores diferentes. Tenemos diferentes influencias en el baloncesto. Crecimos en diferentes épocas. Y, lo que es más importante, nunca mencioné que Giannis lleva seis años en la Liga.

Así que tampoco me gustaría entrar a compararnos a Giannis y a mí demasiado de cerca.

Giannis Antetokounmpo ante la defensa de Jaylen Brown. / Greg M. Cooper (USA TODAY Sports)

Finalmente: Giannis no es Kobe Bryant.

Repito: No es la 'Mamba'.

Nadie es como Kobe. Su combinación de talento y voluntad de ganar no se parece a nada que haya visto en mi carrera. Les contaré una historia: recuerdo haber aparecido en el campo de entrenamiento de los Lakers en 2012, después de un verano jugando para España en los Juegos Olímpicos de Londres. Kobe y el equipo de USA nos habían vencido en la final por el oro unas semanas antes. En el tiempo después de los Juegos y antes del campamento de entrenamiento, había estado descansando. El primer día de campamento, recuerdo que Kobe me desafió a un juego de uno contra uno después del entrenamiento. Y como sabía que jugar al poste era mi fuerte, exigió que el duelo se produjera sólo al poste. No pude rechazar el reto. Estaba en buena forma, pero mi cuerpo todavía se estaba recuperando del verano. Kobe no me dejó rehusar, así que jugamos.

Me hablaba todo el rato. Así que traté de mantener mi posición hablando un poco. Kobe no estaba jugando, estaba listo para golpearme. Así que traté de igualar su energía. Pero no importaba lo que hiciera, no iba a dejar que fuera fácil para mí. Recuerdo que le decía, 'Kobe, relájate. La temporada acaba de empezar, todavía estoy recuperando mis piernas. Relájate'.

Un día de estos quizá les diga quién ganó ese duelo. En realidad, al diablo, ya sabéis quién ganó.

Me gusta esta historia porque creo que dice mucho sobre la forma en la que Kobe sentía el baloncesto. Nunca estaba fuera de forma. Siempre estaba listo y exigía que todos los demás estuvieran en la misma onda. No creo que Kobe se haya tomado un descanso. Era su modo campeonato, puro y simple. Los seis años y medio que jugué con Kobe fueron mis mejores años de baloncesto. Fue cuando más aprendí sobre mi juego y una gran razón era la número 24.

Y esto es lo que les digo: Giannis y el joven Kobe comparten algunas cualidades importantes.

Recuerdo cuando Kobe tuiteó esto antes de la temporada 2017-18:

Desafió a Giannis a ganar el MVP ese año. Y creo que sorprendió a muchos aficionados de la NBA: ¿El joven de Milwaukee? ¿Hablaba Kobe en serio? ¿No es demasiado pronto?

Creo que Giannis estaba igual de sorprendido. El mes pasado, le pregunté a Giannis al respecto, y su respuesta fue algo como: "Este tío, uno de los más grandes de todos los tiempos, me está retando a ser el MVP. Eso significa que piensa y cree que puedo serlo". Giannis me dijo que eso le motivó como nada... no se asustó ni se sorprendió de eso. Fue un reto público y privado.

Giannis no ganó el MVP el año pasado, por supuesto. Pero si observan cuánto ha mejorado su juego desde el año pasado ... está claro que algo hizo clic. Pocas personas se sorprenden ahora.

El verano pasado, Kobe invitó a Giannis a entrenar con él en Newport, y ya sabía cómo sería. No porque yo estuviera allí, pero sabía cómo sería Kobe con él. Intenso y enseñándole constantemente. Kobe no le daría a Giannis ningún elogio barato. Él lo desafiaría. Intentaría derribarlo.

Giannis me dijo cómo fue. Comentó que Kobe le dijo que le diera prioridad a la preparación. Preparar, preparar, preparar. Mira las imágenes. Identifica tus debilidades, las debilidades de tus oponentes, sus tendencias. Agrega algo nuevo a tu juego cada verano.

Y eso es lo que vi a Kobe hacer con su propio juego. Se acercó a la preparación como si fuera una competencia en sí misma. Veo a Giannis haciendo lo mismo. Pasa mucho tiempo viendo vídeos con los entrenadores asistentes, me sorprendería si hubiera otro jugador en el equipo que viera más partidos que él.

Como dije, Giannis no es Kobe. Pero ambos aportan una intensidad y competitividad poco comunes a la forma en que juegan, y es solo algo que realmente puedes ver si has estado cerca de ellos. Lo ves en sus ojos. Ambos aportan una ventaja a la forma en que entrenan, también. He sido compañero de equipo de Giannis durante mucho menos tiempo que de Kobe, pero sé cómo fue el enfoque de Kobe para los entrenamientos. Practicaba tan duro como jugaba. Para Kobe, todo era un desafío.

Durante estos Playoffs, cuando perdimos el primer partido de la segunda ronda contra los Celtics, todos sabíamos que no competíamos de la mejor manera. Y, por supuesto, muchas críticas se cebaron en Giannis porque es nuestro hombre principal. Antes del segundo partido, lo vi responder de la misma manera que he visto a Kobe responder a la adversidad en momentos de alta presión: Giannis no garantizó una victoria en el segundo partido. No actuó arrogante ni defensivo. Estaba fresco y preparado. Sabía que necesitaba recuperarse. Y lo hizo. No hemos perdido desde entonces.

Aquí están los hechos:

Giannis es el mejor jugador en el mejor equipo de la temporada regular de la Liga.

Giannis estará en el primer equipo ideal de la NBA y el primer equipo defensivo. Ha sido uno de los jugadores más dominantes de la liga, en ambos lados de la cancha.

Giannis, con 60 victorias en la temporada regular detrás de él, tiene la oportunidad de llevar a los Bucks a las primeras Finales de la franquicia en 45 años.

En pocas palabras: Giannis es el jugador más valioso de esta temporada, el MVP.

Así que no nos centremos demasiado en buscar a quién se parece. No hay necesidad de compararlo con nadie. No Ha completado toda su carrera, ni siquiera la mitad. No es igual que los jugadores que mencioné aquí.

Pero la mayoría de los mejores jugadores de esta Liga, pasados o presentes, no rinden, ni siquiera en la cima de sus carreras, como lo está haciendo este año mi joven compañero griego. Sólo tiene 24. Y eso debería preocupar al resto de la Liga. Porque solo está empezando.

En lugar de compararlo con otros veamos cómo juega, cómo crece y disfrutemos de su viaje.

Dejemos que Giannis sea Giannis.

No podemos predecir lo alto que puede llegar.

Pau Gasol

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?