Martes, 02 de Marzo de 2021

Otras localidades

Familia Real

¿Qué supone la retirada institucional del rey Juan Carlos?

De forma oficial el rey emérito se despide hoy de la vida pública, justo cuando se cumplen cinco años del anuncio de su abdicación. Su status jurídico no cambia. Seguirá siendo aforado con título de rey.

El rey emérito Juan Carlos I, anuncia su retirada institucional

El rey emérito Juan Carlos I, anuncia su retirada institucional / Getty Images

Cinco años han pasado desde que el rey Juan Carlos anunciara en un mensaje a la nación su decisión de abdicar. Con sus luces y sus sombras, el final de reinado vino marcado por el Caso Noòs que llevó al banquillo a su hija, la Infanta Cristina y a la cárcel a su yerno Iñaki Urdangarín. Desgastada la institución por el viaje de caza a Botswana y su relación con la princesa Corinna, llegó el momento de poner el punto y final a 39 años en la Jefatura del Estado. Una decisión que se anunció el 2 de junio de 2014 y se materializó el 18 de ese mes, un día antes de la proclamación del rey Felipe VI.

Balance de cinco años "en la sombra".

Desde que abdicó su presencia institucional ha sido escasa. Su salud y sus problemas de movilidad limitaron su vida pública. En cinco años ha protagonizado 120 actos, ha pronunciado una treintena de discursos y ha realizado nueve viajes oficiales. Entre ellos a Colombia, a la firma de los acuerdos de paz entre el gobierno y las FARC y a Cuba a los funerales del dictador, Fidel Castro. Y en esta etapa el encaje institucional no ha sido fácil. Desde Zarzuela no querían duplicidades ni un rey "tutelado". De hecho no asistió a la proclamación de su hijo en el congreso de los diputados, para no quitarle protagonismo al rey Felipe VI. Tampoco se le invitó a la celebración de los 40 años de las primeras elecciones democráticas y el hizo constar su malestar. Tras el agravio, meses después, el 6 de diciembre de 2018 llegó el homenaje en el congreso. Con un sitio de honor, acompañado de la reina, de los presidentes de la nación, de los padres de la Carta Magna, recibió una larguísima ovación y unas palabras del rey Felipe, recordando su decisivo papel en la Transición. Ese día precisamente, según explica en la carta que dirige a su hijo, ratificó su decisión de retirarse de la vida institucional.

Aforado y rey

La retirada de la vida institucional no cambia su status jurídico. D. Juan Carlos sigue siendo rey, porque así se decidió tras su abdicación y sigue siendo aforado porque recientemente lo aprobó así el congreso de los diputados. Probablemente se revisará en los próximos presupuestos su sueldo anual que el año pasado fue de 194.232 euros, pero todavía no se ha tomado ninguna decisión. El rey Juan Carlos se aparta de la actividad pública pero no supone una retirada de los actos privados. Y este domingo presidirá la corrida de toros que se celebra en Aranjuez con motivo de las fiestas de San Fernando. Una presencia que ya estaba programada en un acto taurino homenaje a su madre, María de las Mercedes. El rey, aficionado a los toros, se situará en el palco real para ver a los diestros, Morante de la Puebla, el Julio y Jose Mari Manzanares. Su presencia en este tipo de actos será habitual ya que su retirada es solo de la vida institucional.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?