Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 26 de Agosto de 2019

Otras localidades

Viajar en coche: qué tener en cuenta

Si tienes planeado hacer un viaje próximamente, ten en cuenta todos estos factores

Si vas a salir de viaje, no te pierdas estos consejos. /

La operación salida de agosto comenzaba el pasado miércoles por la tarde con más de 2,9 desplazamientos en todo el país, el doble de los que se producen habitualmente un miércoles o jueves de verano. Sin embargo, no son pocas las familias que prefieren viajar la semana posterior a la operación salida, cuando se espera un número inferior de turismos en la carretera. Por esa misma razón, y si tú eres uno de ellos, te ofrecemos varios consejos para tener todo listo antes de partir.

Qué llevar en el coche

Antes de salir de viaje, es recomendable que revises bien lo que llevas para cerciorarte de que no te has dejado nada. Pero, ¿qué es lo que tienes que llevar? En primer lugar, comprueba que llevas la documentación obligatoria para evitar que la policía te multe por no estar debidamente identificado. Desde el permiso de circulación hasta la tarjeta de inspección técnica, la pegatina de la ITV, el informe favorable de la última inspección o el carnet de conducir. También es recomendable contar con el recibo del seguro del coche, la carta verde e incluso parte accidentes.

Pero no solo eso. Recuerda llevar también un par de chalecos reflectantes para averías en el coche, los triángulos de emergencia o ruedas de repuesto. Todas estas opciones son obligatorias desde hace un tiempo, por lo que te recomendamos que las lleves en el coche para evitar cualquier contratiempo. No solo para evitar cualquier problema con la policía, sino para garantizar tu seguridad en caso de accidente.

Desde gafas de sol hasta un pequeño extintor

Por otro lado, también es recomendable llevar gafas de sol para conducir. De esta manera evitarás deslumbramientos que te puedan poner en más de un apuro, por lo que nunca está de más. También puedes llevar agua para estar bien hidratado durante los viajes largos, dinero en metálico para los peajes e incluso un teléfono móvil para poder llamar al 112 en caso de accidente o al servicio de asistencia en carretera.

Por último, te recomendamos que lleves un botiquín en el coche para evitar problemas mayores en caso de percances leves. Un botiquín en el que no pueden faltar las tiritas, las vendas, las tijeras, un esparadrapo, guantes, pinzas de depilar y alcohol o yodo. También un juego de bombillas de repuesto y herramientas de primera necesidad. Desde martillo para romper una ventana en caso de bloqueo de la puerta hasta un cúter, un destornillador, cinta aislante o bridas, linternas e incluso un pequeño extintor.

Qué revisar en el coche antes de salir de viaje

Cuando hayas metido todo en el coche, llega el momento de revisar el vehículo. ¿Qué debemos de tener en cuenta antes de afrontar un viaje largo? En primer lugar, el aceite. Comprueba cuánto hace desde la última vez que lo cambiaste y cuántos kilómetros vas a hacer en verano. Puede que te cuadre hacer en cambio de aceite mientras estas de viaje. De ser así, adelanta la cita con el taller y procura salir de viaje tanto con el aceite como con los filtros nuevos. Sobre todo, si tienes un diésel con filtro anti partículas, debido a que recurriremos mucho de ellos al circular en caravana, a marcha lenta o en atascos.

A continuación, revisa la batería del vehículo. Si has notado que a tu coche le cuesta más arrancar por la mañana, o sospechas que la batería no anda del todo bien, vete al taller. Que el nivel de la batería esté bien no significa que la batería sí lo esté. Por esa misma razón, se recomienda acudir a un especialista para que comprueben su capacidad de carga. ¿Va algo mal? Sustitúyelas por unas nuevas.

Por otro lado, comprueba que las luces del coche funcionen correctamente, las escobillas de los parabrisas, la presión de los cinco neumáticos (los cuatro principales y el de repuesto) y los niveles de líquidos. ¿Qué líquidos? Desde el aceite o el líquido anticongelante hasta otros como el aceite de la caja de cambios, el líquido de frenos o el del parabrisas. De esta manera, evitarás cualquier tipo de contratiempo en medio de la travesía.

Consulta los peajes, las estaciones de servicio y los radares de la carretera

Después de revisar que el coche está en condiciones óptimas para viajar, y de meter todo lo que necesitas para comenzar la aventura, ha llegado el momento de consultar cuál es la mejor ruta para llegar a tu destino. Para ello tan solo necesitas un GPS o el propio teléfono móvil. Aplicaciones como Waze o Google Maps te permitirán conocer todo acerca del viaje que vas a emprender en cuestión de segundos. Desde los peajes a los que te vas a enfrentar hasta los distintos radares de la carretera. También las retenciones o los accidentes que vayan teniendo lugar durante el viaje, actualizado a tiempo real por los usuarios de estas plataformas.

El mapa muestra información relevante sobre la carretera. / RACE

Sin embargo, si eres de esas personas que quieren tener el viaje más que organizado antes de salir, existen varios mapas que te ayudarán a descubrir dónde se sitúan los principales radares del país. Uno de ellos es el desarrollado por el RACE, en el que podrás consultar la posición de cada radar en cuestión de segundos. Recuerda que saber dónde está cada uno de ellos no solo reducirá el riesgo de distracción, sino que nos alertará de los tramos de especial incidencia de riesgo.

Por otro lado, Google Maps ha habilitado una nueva función mediante la que podrás descubrir la posición de los distintos radares en tiempo real. Para ello tan solo tenemos que acceder a la aplicación y establecer un destino en la barra de buscadores. A continuación, Google Maps nos mostrará la mejor ruta para llegar al mismo y distintas etiquetas con el icono de un cinemómetro, que nos alertarán sobre los distintos radares durante el trayecto. Aquellos que aparezcan en amarillo representarán los radares fijos, mientras que los azules harán lo propio con los radares móviles. Sin embargo, también es posible que nos aparezcan con un color anaranjado, lo que dejará en el aire si se trata de un radar fijo o móvil.

Por último, y en lo que a ti respecta, procura haber descansado lo suficiente antes de partir y tener cuidado con los fármacos y sus efectos secundarios. Por otro lado, hidrátate bien, conduce de la forma más cómoda posible y no hagas comidas copiosas, puesto que la digestión pesada nos dará sueño. ¡Y no te olvides de tomarte un ligero descanso cada dos horas! Detente en una estación de servicio, ve al baño si lo necesitas y estira las piernas un rato antes de emprender de nuevo el viaje.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?