Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 20 de Agosto de 2019

Otras localidades

La conversación que convenció a Simeone para entrenar al Atlético

El entrenador rojiblanco desvela el momento que vivió con uno de sus hijos nada más recibir la llamada del club para que dirigiera a un equipo en problemas

Diego Pablo Simeone siempre supo que le llegaría la oportunidad de volver al Atlético de Madrid para hacerse cargo de su banquillo "en un momento difícil". Y para eso se preparó a conciencia, según confiesa en una entrevista en The Coachers' Voice.

El argentino reconoce que a los 27 o 28 años, todavía activo en la Lazio, se hacía sus propios planteamientos de los entrenamientos y los partidos en su casa. "Yo jugaba a ser entrenador", confiesa.

En la entrevista, el argentino relata cómo fue el momento en que recibió la llamara del Atlético de Madrid. "Había ido con mi hijo dos o tres días a Mar de Plata. Me llaman del Atlético, que querían hablar conmigo y que estaba la posibilidad de ser entrenador del club", relata. "Mi hijo tenía ocho años en ese momento, el más chico, Giuliano. Nos fuimos a un bar en una esquina. Café con leche y cruasán y le dije que había salido la posibilidad de entrenar al Atlético de Madrid y que no sabía qué hacer". 

En ese momento, según el relato de Simeone, su hijo le recordó que sería el entrenador de Radamel Falcao y que se enfrentaría a estrellas como Leo Messi o Cristiano Ronaldo. "Y me dice en un momento mojando el cruasán en la leche: 'Si te va bien no vuelves más'. Y, por suerte por un lado, y mala suerte, por otro, porque no veo el continuo crecimiento de mis hijos, nos está yendo bien acá".

¿Un entrenador defensivo?

En la entrevista, Simeone reconoce que es un entrenador al que muchos consideran defensivo. Sin embargo, él se define como un técnico "camaleónico" porque no se cierra en ningún sistema porque cree que eso no favorece al crecimiento de sus futbolistas. "En un mismo partido podemos buscar distintos caminos para un objetivo, que es ganar. Tengo la cabeza superabierta. Escucho mucho y pregunto mucho. Luego acabo haciendo lo que creo que es mejor para todos", asegura.

Porque, a su juicio, el gran reto de los entrenadores no es solo ganar, sino los jugadores. "La pasión que uno mejor lleva es mejorar a los futbolistas porque todos queremos salir campeones. El mejor campeonato que tenemos como entrenadores es ver a los Koke, a los Thomas, Lucas, a los Correa... a los chicos que han salido desde abajo y hoy so profesionales de alto nivel. El crecimiento de Griezmann, de Oblak y un montón que te puedo nombrar", añade.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?