Sábado, 06 de Marzo de 2021

Otras localidades

PIORNAL

Jarramplas cumple con el ritual por San Sebastián

El personaje ancestral y los piornalegos escenifican la lucha callejera con la lluvia de nabos en el día grande de la fiesta

Los piornalegos arrinconan al Jarramplas en la salida de este miércoles

Los piornalegos arrinconan al Jarramplas en la salida de este miércoles / Cadena SER

En Piornal este miércoles es el día grande de Jarramplas, la fiesta de interés turístico nacional en honor a San Sebastian.  A las 12.21 minutos realizaba su salida como Jarramplas Armando Vicente, la salida màs esperada de esta garn día para los piornalegos y visitantes. Una salida que ha cumplido las tradiciónes anteriores a la misma: la procesión con el canto de las alboradas y Jarramplas tocando mientras camina de espaldas sin perder la cara del santo, la misa o el canto de la rosca. Pero es el momento de la salida el más esperado por los piornalegos, con sus sonidos peculiares.

Hasta última hora de la mañana Armando Vicente, Mandi, transformado en Jarramplas, ha paseado por las calles del entorno de la iglesia de Piornal recibiendo la lluvia de nabos, 18.000 kilos recordamos. Y ya se espera con expectación las salidas de la tarde, una a las cuatro y otra una vez que San Sebastián esté de nuevo en su trono, antes de entregas las ropas al Jarramplas del año 2017.

Fiesta ancestral y singular

Con enero llega el ritual festivo en torno a San Sebastián, algo que se vive con singularidad en el municipio jerteño de Piornal. El binomio Jarramplas y Piornal se funde en clave identitaria un año más, aunque los preparativos comenzaron en el mes de octubre. Desde entonces se han elaborado 7 máscaras para esta fiesta, declarada de Interés Turístico Nacional a finales de 2014. Pero también otros tantos tamboriles, 201 ‘cachiporras’ (baquetas) para tocarlos y dos trajes de cintas multicolores.

Armando Vicente convertido en Jarramplas / Cadena SER

También se han reforzado las armaduras que, edición tras edición, pasan de unos mayordomos a otros, asimismo corren con los gastos de la logística y de todos los preparativos. “Se ha vuelto a los materiales tradicionales de los últimos años, es decir a la fibra de vidrio para partes de la armadura y las máscaras, pues la fibra de carbono usada para aligerar el peso para 2015 no resistió ante el impacto de los nabos”, reconoce el Jarramplas de 2016, Armando Vicente, ‘Mandi’ que encarnará al personaje. Suyo será todo el protagonismo el día 20, con cuatro salidas, la primera a las 10.30 de la mañana y la última sobre las 16.30 desde la puerta de la Iglesia. En medio, al finalizar la misa en honor a San Sebastián, la conocida como salida mayor.

En el ADN piornalego

Mandi se apuntó en 2006 para ser Jarramplas en 2016. Entonces tenía 20 años, hoy tiene 30. “Físicamente me he preparado corriendo, andando…, pero lo más importante es la preparación psicológica. Es una gran responsabilidad”, confiesa este joven piornalego que se convertirá en una especie de héroe local tras someterse a lo que se considera un sacrificio físico para agradar a vecinos y visitantes. En los últimos días han sido dos jóvenes de 14 años los que acompañados por sus padres han ido al Ayuntamiento a apuntarse. Así lo ha indicado el alcalde Ernesto Agudiez: “Es un sentimiento y una fiesta tan arraigada que con estos ejemplos está garantizada su continuidad”. Hasta 2034 hay lista ahora mismo.

En la familia de Mandi, sus dos hermanos han sido Jarramplas, su padre en tres ocasiones e incluso su abuelo. De hecho, su máscara está diseñada por un mayordomo con los mismos detalles que una usada por el padre de Mandi, Germán Vicente en 1985. El cartel también recoge una imagen de su antecesor en la puerta de la Iglesia. “Es como si la tradición se llevase en el ADN desde pequeños”, afirma Mandi y pone como ejemplo también a la veterana encargada de confeccionar los patrones de los trajes, Josefa ‘Pepa’ Iglesias, a punto de cumplir ya los 80. Junto a ella, las cantoras de la ronda, el niño que repite en la Iglesia y, el pueblo entero, en el canto de las ‘Alborás’, en la medianoche entre el día 19 y el 20. Horas después, de madrugada degustación de migas para todo el comensal que quiera cercarse. Para coger fuerzas de cara al día 20.

Museo con máscara virtual 

Los nabos para el simbólico castigo ya han sido acumulados en dependencias municipales, hasta 18 mil kilos que llegan desde Jarandilla de La Vera y desde la provincia de Segovia, a partes iguales. El lunes 18, además, inauguración del llamado Museo de Jarramplas, un centro de interpretación y recepción en la Casa de Cultura. Un espacio que incluye la llamada habitación sensorial, con una máscara virtual donde se utiliza la última tecnología para recrear el punto de vista del personaje, así como los sonidos que le llegan cuando intenta avanzar entre la multitud y la lluvia de nabos.

Para dar vida a la fiesta durante todo el año, se suma así a la estatua colocada el año pasado en la Plaza de la Constitución. Además, el día 21 se va a grabar un vídeo en tres dimensiones “para aumentar todavía más las sensaciones del Jarramplas con tan sólo ponerse unas gafas adecuadas”, puntualiza Ernesto Agudiez, alcalde de Piornal. El pasado mes de noviembre otro documental, titulado ‘Jarramplas, la ira del pueblo’ fue galardonado con el primer premio del Festival de Cortos de Temática rural, Festifal IV.

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?