Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 18 de Octubre de 2019

Otras localidades

"Se han dado cuenta de que Bangassou es mucho Bangassou"

La alcaldesa y el concejal de Servicios Sociales reciben mañana a Juan José Aguirre, con quienes trabajan en una "serie de ayudas directas" después de la polémica por las subvenciones municipales

Juan Jose Aguirre y Miguel Aguirre Bangassou Obispo /

La diócesis de Bangassou en la República Centroafricana tiene una extensión parecida a la de Andalucía. Una de las muchas diferencias entre un territorio y otro es que en Bangassou no hay ninguna carretera asfaltada. Otra es la población, frente a los más de 8 millones de habitantes de Andalucía en Bangassou hay alrededor de 450.000. Ellos son pobres, los quintos más pobres del planeta: “malnutrición, falta de recursos, donde todos los enfermos de SIDA mueren”. En este territorio, las mujeres también tienen “más deberes que derechos”.

La Fundación Bangassou, del obispo cordobés Juan José Aguirre, necesita dinero para crear una cooperativa para aquellas mujeres que han sufrido la violencia de la guerra, en muchas ocasiones también violencia sexual, incluso están embarazadas de sus captores, “una mujer en shock a la que su vida es una calle sin fondo, y ella sin zapatos y repleta de cristales”. Así lo explica el obispo de Bangassou, que este mediodía ha pasado por Córdoba Hoy por Hoy. Para conseguir fondos para su proyecto han convocado a los cordobeses a un almuerzo en el Círculo de la Amistad, el próximo sábado 12 de marzo. El almuerzo cuesta 35 euros, donativo íntegro que va al proyecto y que puede entregar en la sede de la fundación en Avenida América 19.

Miguel Aguirre, el presidente de la Fundación Bangassou, ha anunciado que este miércoles por la tarde van a reunirse con la alcaldesa de Córdoba, Isabel Ambrosio y con el concejal de Servicios Sociales, Rafael del Castillo. “Tenemos menos apoyo económico del ayuntamiento y nos han propuesto que compitamos en las ayudas que van a sacar”. Reconoce que “parece ser que hay buena disposición y trabajamos en una serie de ayudas directa”. “Se han dado cuenta de que Bangassou es mucho Bangassou”, sentencia.

Aguirre se emociona al contar como el Papa Francisco ha conseguido. En la Mezquita se descalzó, oyó lo que tuvo que oír, dijo lo que tuvo que decir, e invitó al imán de la mezquita a subir al Papamovil. Ese gesto ha provocado que desaparecieran las fronteras entre musulmanes y cristianos. Y cuando Aguirre dice fronteras, se refiere también a lo físico. Una avenida dividía la ciudad y los cristianos no podían pasar de un lado a otro de la misma, ni los musulmanes al contrario. Los francotiradores apostados en uno y otro lado se encargaban de ello. El Papa y el imán, con ese gesto, provocaron la ruptura de esa frontera “los musulmanes pasaron de un lado a otro después de dos años a comprar pan y huevos, rompió esa línea roja”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?