Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 18 de Septiembre de 2019

Otras localidades

ACCIDENTE AÉREO Un instructor y una alumna mueren al estrellarse una aeronave del Ejército en el Mar Menor

Cifuentes multa con mil euros al director del colegio homófobo de Alcorcón

La Comunidad de Madrid sanciona al director del colegio concertado Juan Pablo II de Alcorcón con mil euros por comparar la ley contra la LGTBifobia con el fanatismo terrorista. Es la primera vez que se aplica esta ley aprobada en julio en la Asamblea

Es la primera vez que se aplica la ley contra la LGTBifobia aprobada en la Asamblea el pasado mes de julio. La Comunidad de Madrid ha sancionado al director del colegio Juan Pablo II de Alcorcón, que pertenece a la Fundación ultracatólica Educatio Servanda, Carlos Martínez, por la carta que remitió a todos los alumnos a principios de curso con mensajes homófobos y contra el Islam. Una carta en la que llegaba a comparar la ley madrileña contra la LGTBifobia con el fanatismo terrorista.

La consejería de políticas sociales le impone una multa de mil euros al considerar que ha cometido una infracción leve de la ley, cuyas sanciones pueden oscilar entre 200 y 3.000 euros. La sanción se ha comunicado este mismo jueves al colegio concertado y al director que ahora tiene un plazo de quince días para presentar alegaciones. La consejería de políticas sociales abrió un procedimiento sancionador después de que la fiscalía archivara el caso al considerar que la carta no era constitutiva de un delito penal. Fue la propia comunidad la que llevó esta carta al ministerio público.

La consejería de educación, que ya en su momento determinó que no se había vulnerado la normativa de conciertos educativos, asegura ahora que no tiene capacidad para apartar de su puesto al director de un concertado, a pesar de que su sueldo se paga con la subvención pública que recibe de la comunidad. La Fundación Educatio Servanda, propietaria de los colegios Juan Pablo II de Alcorcón y Parla, ha recibido este año de la consejería de Educación 3,8 millones de euros por los conciertos educativos de ambos centros.

Sale barato adoctrinar en un colegio

La asociación LGTBi Arcópoli cree que es decepcionante la multa impuesta al director por la Comunidad, porque se encuentra en la parta baja de la horquilla económica que recoge la ley. "Estamos hablando de que incitar al odio a jóvenes de 13 a 16 años cuesta mil euros y celebrar una manifestación en un sitio como la Plaza de Colón llega hasta 100.000 euros de multa, hasta cien veces más", asegura el portavoz de asociación Rubén López, que compara esta sanción con las que se le imponen a los colectivos LGTBi en las celebraciones del orgullo. "Hasta qué punto se nos condena a nosotros por ruido y, sin embargo, sale bastante barato incitar al odio en un colegio", sentencia López.

Arcópoli va a exigir a la Comunidad de Madrid que inste a este docente a que redacte una nueva carta "explicando que se equivocó en esa carta y que aquí no hay fanatismo terrorista".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?