Últimas noticias Hemeroteca

Cuenta atrás para sacar adelante la Ley de Residencias de Podemos

  • Esta semana entra en fase de ponencia la Ley de Residencias de Mayores que presentó Podemos en enero, tienen que tenerla lista para el último pleno de la legislatura, en marzo
  • "No hay mucho tiempo, pero nuestra voluntad es integradora y es tratar de que buena parte de las enmiendas que se han presentado al texto que propusimos se puedan aceptar, pero hace falta voluntad"

La Asamblea de Madrid retoma esta semana su actividad después de las vacaciones de Navidad. Sobre la mesa hay aún varias leyes que sacar adelante antes de que acabe la legislatura: la Ley del Suelo, la de Farmacia o la Ley de Centros Residenciales de mayores que presentó Podemos en enero.

Esta semana entra en fase de ponencia y en el grupo, dice el diputado Raúl Camargo, esperan contar con el apoyo del PSOE y Ciudadanos: "No hay mucho tiempo, pero nuestra voluntad es integradora, tratar de que buena parte de las enmiendas que se han presentado al texto que nosotros propusimos se puedan aceptar, pero también hace falta voluntad por parte del resto de grupos parlamentarios para que la ley salga adelante sin que se desvirtúe su principal objetivo".

Uno de los principales puntos de la propuesta de la formación morada es aumentar la ratio del personal de las residencias para "que haya una atención digna". "Creemos que la mayoría de los problemas que acontecen en las residencias se solucionarían si hubiera más personal, si estuvieran en mejores condiciones y pudieran turnarse, cogerse permisos... Que no tengan que estar atendiendo a un paciente cada cinco minutos".

Eso es lo que pasa, por ejemplo, en la residencia pública de Alcorcón. Sus trabajadoras llevan dos años pidiendo más personal para poder tratar con dignidad a los ancianos que viven allí. Hay momentos, sobre todo en los turnos de noche, en los que cinco auxiliares se encargan de atender a más de 250 residentes, la mayoría grandes dependientes. "Tenemos que realizar los aseos, dar la medicación, hacer las camas, darles de comer, vigilar que no se escapen... Y sentimos una impotencia muy grande porque no podemos tratarles como entendemos que ellos se merecen".

En mayo del año pasado, ya presentaron una denuncia para que existiera constancia de la falta de personal. Aún así, la situación sigue igual. A las auxiliares de uno de los turnos de noche, por ejemplo, se les deben 200 días libres y casi 150 a las de la mañana. Desde la Consejería de Políticas Sociales aseguran que esta residencia supera ampliamente las ratios establecidas por la normativa estatal y que, en un esfuerzo por seguir mejorando la atención, en 2018 se han ampliado 17 plazas la plantilla.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?