Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 08 de Marzo de 2021

Otras localidades

Atentados terroristas

"Él quería que los jóvenes africanos levantaran esos países"

Dos de los hermanos del salesiano asesinado en Burkina Faso glosan su figura en Hoy por Hoy y confirman que la repatriación podría tener lugar el sábado

El Padre César Fernández, en Burkina Faso.

El Padre César Fernández, en Burkina Faso. / EUROPA PRESS

El próximo sábado podría ser repatriado el cadáver del salesiano Antonio César Fernández, el Padre César, asesinado en Burkina Faso. Dos de sus hermanos, Juan Carlos y Pilar, han confirmado que la repatriación podría ser una realidad este sábado después de que la comunidad salesiana realice los actos de despedida que tiene previstos en África.

Este religioso, misionero en África desde 1982, fue asesinado cerca de la frontera de Togo y Burkina Faso. “Les hicieron bajar del coche a los tres misioneros que iban, incendiaron el coche y a mi hermano y a otro de ellos los llevaron a una zona de arbustos, allí dejaron marchar a uno de los misioneros de color y después mataron a mi hermano, parece que con dos disparos en el vientre y uno en la cabeza”, según ha narrado Juan Carlos Fernández en Hoy por Hoy Córdoba.

“Era sencillo, cercano, tolerante, alegre, infundía ganas de ser bueno”, recuerda su hermana Pilar. Juan Carlos Fernández recuerda que cuando Antonio César decidió ser misionero, “fue una decisión difícil de aceptar por la familia, pero era vocación pura”. Se marchó con un macuto y una máquina de escribir que le requisaron cuando llegó, cuenta Pilar; en Togo primero y luego Burkina Faso desarrolló una labor pastoral y social.

En el noviciado “quería fomentar las vocaciones a pesar de que sabía que muchos jóvenes no seguirían”; a nivel social “quería potenciar la cultura, el trabajo la independencia de las mujeres”, relata Juan Carlos a quien califica de “socialmente muy inquieto”, consultando a agricultores, ingenieros o ganaderos cómo sacar adelante proyectos como granjas, acequias, huertos para mejorar la vida de los africanos. “Él quería que los jóvenes africanos levantaran esos países”, señala.

“Él era consciente del riesgo, pero no era un atrevido”, afirma Pilar, que recuerda cómo hizo lo posible por salvar a muchos niños tras las sucesivas guerras que sufrió el territorio en el que trabajaba.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?