Últimas noticias Hemeroteca

, 27 de de 2020

Otras localidades

Óscar Puente considera que la marcha de Soraya Rodríguez hubiera sido más digna cuando permitió gobernar a Rajoy

El alcalde de Valladolid entiende que la renuncia de la diputada socialista a la política es coherente porque sabe que no iba a repetir

Acto electoral en Valladolid el 18 de diciembre de 2015 /

La desconexión de Soraya Rodríguez con la militancia se remonta a noviembre de 2016. Un mes después del tormentoso comité federal del PSOE que provocó la dimisión de Pedro Sánchez como secretario general de los socialistas la diputada socialista asistió a dos asambleas con una enorme tensión en la sede provincial de la calle Santa Lucía. Aunque ella intentaba justificar ante los afiliados  la abstención que permitió gobernar a Mariano Rajoy los esfuerzos resultaron inútiles.

La indignación de las bases con los parlamentarios y dirigentes que optaron por aquel planteamiento fue reveladora en Valladolid, según comprobamos en la Cadena SER: "Esto no es el PSOE; han destrozado el partido por los sillones", clamaba con amargura Justi Sandoval, una de las fundadoras. 

El 3 de noviembre Soraya Rodríguez intervino en otro encuentro con los militantes, cuyos entresijos desvelamos en otra noticia.  Con el salón de actos abarrotado, Soraya Rodríguez, tras calificar de "terrible" el comité federal de septiembre, dijo que "no había opción"; que el gobierno pretendido por Pedro Sánchez no era factible porque hubiera tenido una orientación "soberanista"; que había que "salir de ese callejón", entre otros motivos, porque al partido le habría ido "muy mal" en unas terceras elecciones generales.

La ruptura definitiva con las bases se consumó en enero de 2017, cuando interpretó que Patxi López había recibido "insultos" durante otra reunión. Esta circunstancia fue negada por los asistentes. 

Son los antecedentes que ayudan a comprender la reacción de Óscar Puente -firme defensor de Pedro Sánchez desde su destronamiento- al  anuncio de Soraya  Rodríguez de abandonar la política diez días después de criticar la polémica figura del "relator".    

Justi Sandoval, a las puertas de la sede del PSOE durante una de las polémicas asambleas / José María Francisco

"Es un gesto de coherencia. Quizá el gesto llega un poco tarde porque las discrepancias no son nuevas", afirmó el alcalde de Valladolid. Para Óscar Puente la decisión de su compañera de partido tendría  más dignidad si se hubiera producido en los desencuentros relatados anteriormente: "Hubiera sido un gesto igual de coherente , pero mucho más digno", declaró Óscar Puente.

"Irse ahora que se van a a hacer las listas en las que ella es consciente de que no tiene ninguna posibilidad de entrar en ellas es un gesto coherente, pero un poco tardío", apostilló el alcalde y portavoz de la Ejecutiva Federal del PSOE. 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?