Últimas noticias Hemeroteca

La Diputación ya tiene presupuestos

Más de 108 millones de euros, 10 millones más en 2018. Las cuentas salen adelante con los votos de PSOE y Ganemos-IU y el rechazo de PP y Ciudadanos. En 3 años, la deuda provincial se ha reducido en 23 millones de euros

Imagen del pleno de presupuestos /

La Diputación de Albacete ya tiene sus presupuestos de este 2019. Este mediodía se han aprobado con los votos a favor del Grupo Socialista y Ganemos-Izquierda Unida, tal y como estaba previsto tras el acuerdo que hicieron público el pasado mes de enero.

Son cerca de 109 millones de euros, 10 millones más que hace un año, ya que este 2019 la Diputación ha obtenido fondos europeos para distintos proyectos como los 7 millones para fomentar el empleo juvenil o 3 millones para ayudas a la sustitución de iluminación en varios municipios. El presupuesto supera los 118 millones de euros, teniendo en cuenta los organismos autónomos.

El vicepresidente económico, Ramón García, ha explicado que estas cuentas incluyen las subidas salariales de los funcionarios, la subida del Salario Mínimo Interprofesional, el pago del 25% de la paga extra de diciembre de 2012 aún pendiente, algunos atrasos, un incremento al Consorcio de Servicios Sociales o atribuciones al Plan de Empleo. García ha destacado que en estos cuatro años de gobierno han reducido la deuda de la Diputación en 23 millones de euros, pasando de 40 a 17 millones.

La portavoz de Ganemos-Izquierda Unida, Victoria Delicado, ha hablado de su apoyo a estas cuentas por ser sociales, preocupadas por el empleo y los municipios y que trabajan contra el despoblamiento en zonas rurales, a través del recién creado Servicio de Energía, Medio Ambiente, Desarrollo Rural Sostenible y Lucha contra la Despoblación. Delicado también ha criticado que estas cuentas incrementen el dinero destinado a gratificaciones o la falta de información sobre la gestión del Cultural Albacete.

Ciudadanos ha presentado enmiendas para luchar contra la violencia de género y mejorar las carreteras, la accesibilidad, la promoción turística, las infreatructuras o las obras urgentes de los municipios. Todas han sido rechazadas, según el viceportavoz económico, porque no se podían financiar. La portavoz de Ciudadanos, Francis Rubio, ha criticado lo que considera una ausencia de negociación.

Más crítico ha sido el viceportavoz del PP, Constantino Berruga, que ha calificado a Santiago Cabañero como el peor presidente de la historia de la Diputación, por su falta de liderazgo, de propuestas originales o por no haber sido capaz de unir a su propio grupo, ha dicho. Ha criticado que el proyecto de presupuestos no se diera a conocer cuando se anunció el acuerdo entre PSOE y Ganemos-IU. Y ha asegurado que estas cuentas no se pueden calificar de feministas, ni de apoyo al medio rural cuando se ha destinado un 0'8% al Plan de Igualdad y ni un céntimo para luchar contra la despoblación.

Le ha contestado el vicepresidente económico. Ramón García ha defendido la gestión de Cabañero y la unidad del grupo socialista. También ha puesto en duda la gestión del anterior presidente provincial, el popular Francisco Núñez, que aprobó un plan económico financiero o cuatro expedientes de regulación de empleo. Berruga ha dicho que los parámetros de crecimiento o de reducción de deuda de estos añosha sido similar a los años del PP.

En este pleno pleno de presupuestos no ha estado el portavoz del Grupo Popular, Antonio Serrano. El vicepresidente Ramón García ha explicado que la intención del equipo de gobierno es no acudir al mercado financiero hasta que conozcan cómo queda la liquidación del 2018, aunque prevén que "gran parte del programa de inversiones puedan financiarse con los remanentes".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?