Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 28 de Enero de 2020

Otras localidades

Pateras en las playas andaluzas

Una embarcación procedente de la costa africana encalló el lunes en la playa de Matalascañas con más de treinta personas a bordo

 ¿Una patera en Matalascañas?

Una embarcación procedente de la costa africana encalló el lunes en la playa de Matalascañas, en Almonte (Huelva), en zona del parque nacional de Doñana, a la altura de la tercera choza, con más de 30 personas a bordo, la gran mayoría de origen magrebí, entre ellos dos menores y dos mujeres, una de ellas embarazada, y por el momento se han localizado a 28 personas. Nos informa, desde Radio Huelva, Santiago González...

Los consejos de Max

El abogado de Espacio de encuentro, Max Adam, nos recuerda que el Gobierno de Donald Trump anunció en Junio el inicio de redadas contra 2.000 indocumentados. El objetivo son los inmigrantes con una orden de deportación que no han cumplido. El plazo ha comenzado este domingo en 10 grandes ciudades. Más de 10 millones de inmigrantes irregulares residen en el país.

El médico Tropical: El Sarampión

¿El Sarampión, es una enfermedad tropical?

Efectivamente y como siempre traemos esta enfermedad a nuestra sección por varios motivos, el primero, porque es de las más temidas y temibles en situación de hacinamiento, donde el acceso al sistema de salud es precario, como en campos de refugiados o desplazados, segundo, porque se da en situación de vulnerabilidad social y económica, y tercero, porque tenemos una epidemia activa en República Democrática del Congo que está haciendo estragos entre la población en Kivu Norte, sobre todo infantil, donde han muerto el mes pasado 100 pequeñajos, y que además se suma a la epidemia de Ébola, por la que llevamos más de 1.600 fallecidos.

Pensábamos que el sarampión se había casi extinguido…

Doy datos: hace 2 años, provocó 110.000 muertes en todo el mundo, la mayoría de menores de 5 añitos. Pero antes de la vacuna, se llevaba por delante hasta 2millones al año. Es una enfermedad muy contagiosa, causada por un virus, que se esconde en el mismo ser humano, y se transmite a través del aire, por la tos, estornudos y gotitas de “fludge”, que llamamos, del infectado, pasando del sistema respiratorio al resto del organismo. Así que no es necesaria la participación de huésped, como mosquita, mosca, parásito, molusco, etc... En países desarrollados es una enfermedad benigna. Pero en vulnerabilidad, es terrorífica.

En el curso de la Fundación Madrazo sobre Cooperación Internacional, hacemos un ejercicio, en los que hay que priorizar acciones recién llegamos a un campo de refugiados. Qué creéis que se debe hacer primero: ¿Dar Seguridad? ¿Alimentación? ¿Agua? ¿Abrigo? ¿Asistencia sanitaria?... Pues tras agua potable, vacunar a los menores de 15 años, siempre, aunque traigan cartilla de vacunación al día, nosotros los revacunamos. No hay nada más peligroso en un campo de refugiados que un sarampión. Si diagnosticamos un caso hoy, seguro que mañana tendremos 30, y pasado 100, y así progresivamente.

¿Y cuáles son los síntomas?

Tras el contagio, y un periodo de incubación de unos 10 días, aparece la primera fase prodrómica, que es catarral, tos, rinorrea, ojos rojos y llorosos, fiebre alta y unas manchitas rojas con centro blanco en la parte interna de las mejillas, las famosas Manchas de Koplick, que son patognomónicas.

A los 3 o 4 días, pasa a la fase eruptiva, y empiezan a salir desde la frente, cara y cuello, unas manchitas máculo-pápulas eritematosas (las manchitas rojas), que se van extendiendo al tronco, brazos, abdomen y miembros inferiores. Al llegar aquí, la fiebre desaparece.

El periodo de contagio puede encuadrarse entre 4 días antes de la erupción y 5 días después.

El problema del sarampión en pacientes vulnerables son las complicaciones, que son las que producen las muertes. Nos encontramos con ceguera, encefalitis, diarreas graves hasta la deshidratación, otitis, neumonías, laringitis. Y más graves si los niños están malnutridos y con déficit de Vitamina A, lo que supone un debilitado sistema inmune.

¿Si es un virus, no habrá tratamiento?

Cierto, no tenemos tratamiento para las infecciones virales, sólo manejo de síntomas, paracetamol para la fiebre, algunos antibióticos para las complicaciones bacterianas, curas con suero para las conjuntivitis, por supuesto un aporte en Vit. A para prevenir ceguera, etc. Pero lo más eficiente, y volvemos a aplicar pura ciencia, es la vacuna. Desde 1963, se ha reducido en un 95% las muertes por sarampión gracias a las campañas de vacunaciones masivas. Reitero el consejo científico a los padres, vacunad a vuestros hijos, es la única manera de controlar enfermedades graves y de proteger a los niños y a la comunidad. No lo dudéis. Aplicar Ciencia a vuestros hijos y huid de la charlatanería interesada.

CC.OO contra los bulos y rumores

Said Faz, el responsable de Política Social y Migraciones en CC.OO. Córdoba, relata que hoy vivimos en tiempos de bulos y falsos rumores. Uno de los colectivos más afectados por esta mezcla explosiva es el de las personas migrantes, refugiadas y ahora toca a los menores inmigrantes (MENA), que tratan de llegar a España en busca de un futuro mejor.

¿Por qué esta falsedad y desinformación intencionada?

Porque hay quienes se alimentan de estos bulos, deliberadamente, difunden noticias falsas de alta carga emocional en un contexto de crispación generalizada para obtener algún tipo de rédito electoral u ideológico.

¿Y la ciudadanía cómo reacciona ante estos bulos?

Sobrevive el recuerdo de una crisis social y financiera en la que millones de personas sufrieron dificultades económicas, perdieron sus trabajos, sus viviendas ante un desamparo total que ha hecho que el miedo se apodere de ellos y crean que, realmente, los extranjeros son el enemigo a combatir, son los que reciben más ayudas, son los quitan el trabajo, son lo que arruinan los servicios sociales.

Son los causantes de todos los problemas de este país, problemas de la salud, de la educación, de los desahucios, etc. cuando la culpa es de un sistema político y económico incapaz de promover soluciones a los verdaderos problemas de la ciudadanía.

Puede que uno de los bulos más extendidos sobre personas inmigrantes sea la de que estas reciben ayudas, subsidios o subvenciones del Estado, simplemente por su condición de inmigrantes: ¿es eso cierto?

Son tantos los bulos que circulan por la red sobre este tema, bulos que afirmaban que el Estado paga a 2.400 euros a todo inmigrante en situación de desempleo, o que se da «a todos los inmigrantes» que llegan a España «los papeles y 600€ al mes”. Las ayudas de vivienda no se dan en función de la nacionalidad.

¿Entonces los inmigrantes no reciben más ayudas que las establecidas para toda la ciudadanía?

Existen ayudas a organizaciones sociales que trabajan para facilitar la inserción e integración en la sociedad de acogida, son programas finalistas que persiguen como objetivo la integración social y laboral que tanto se habla de ella.

Los inmigrantes no reciben más ayudas que las que les corresponde como personas residentes como Tú y yo aunque algunos digan lo contrario. Y deben cumplir las mismas condiciones que los españoles para acceder a las mismas prestaciones. Es la situación personal o económica la que determina quién recibe las ayudas y no la nacionalidad.

¿Cómo podemos luchas contra dichos bulos y mentiras?

Información y comunicación: esta es una de las responsabilidades más importantes que toca a los profesionales de la comunicación. En vuestras manos está la solución. Afortunadamente muchos medios y profesionales de la comunicación han declarado la guerra a los bulos y los rumores infundados que afectan de lleno la comunicación veraz y certera para no dejar en manos de los manipuladores de la mentira la tarea de informar de una ciudadanía atemorizada, y esto es muy grave en una sociedad democrática como la nuestra.

Sones del Mundo: Los cantos de trabajo. “El pescador de morenas”

Tras el paréntesis de estas últimas semanas, volvemos con la segunda entrega de los "cantos de labor" o de trabajo.

En esta ocasión traemos un tema que popularizaron en su momento Los Sabandeños. Se trata de "El pescador de morenas". La canción comienza con el pescador entonando una "llamada" como reclamo. Cuando la escuchábamos (interpretada de maravilla, como todas las que cantan...), no atendíamos demasiado a este detalle, pero con la grabación que también hoy escuchamos, podemos darnos cuenta de que, en efecto, los pescadores de morenas usan este grito a modo de reclamo.

Escuchamos la llamada para pescar morenas en Agaete, municipio de Las Palmas y, por supuesto, "El pescador de morenas", por los Sabandeños, en riguroso directo.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?