Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 21 de Enero de 2020

Otras localidades

Revilla pone sus condiciones para mantener un pacto de Gobierno en el que está "cómodo"

El presidente regional da "garantías de estabilidad" y exige al PSOE "respeto" al presidente y que defienda los compromisos del Estado con Cantabria

El PRC exigirá al PSOE que respete la figura institucional del presidente de Cantabria y defienda las compromisos que el Estado firmó con la región para que continúe la coalición que ambos partidos suscribieron tras las elecciones autonómicas para gobernar la comunidad autónoma.

Es la posición del PRC, de Miguel Ángel Revilla, en medio de la crisis de gobierno abierta tras el cambio en el sentido del voto del PRC en la investidura de Pedro Sánchez.

Tras la corrección de rumbo de la Ejecutiva socialista de anoche, Revilla ha puesto este jueves dos condiciones al futuro inmediato del pacto. Por un lado, que se respete la figura del presidente; y, por otro, que el PSOE reivindique en Madrid los compromisos del Estado con la comunidad en materia de infraestructuras y del pago de la deuda pendiente con Valdecilla. Sin esas dos premisas, asegura, "no puede haber gobierno".

El secretario general del PRC reunirá este jueves a su Ejecutiva, pero ya ha avanzado la hoja de ruta de su partido en el corto plazo. Solicitará la reunión de la comisión de seguimiento del pacto de Gobierno firmado en junio con el PSOE. Y en esa reunión, Revilla quiere redactar un nuevo documento, sobre la base del que ya existe, con la incorporación de esos dos compromisos expresos de respeto a su figura y de reivindicación ante el estado.

A Revilla no le han sentado nada bien las palabras del vicepresidente, Pablo Zuloaga, el pasado martes, tras la sesión de investidura, cuando acusó al líder regionalista de "traicionar" a los ciudadanos de Cantabria.

Revilla ha defendido la "continuidad del Gobierno de coalición con el PSOE", con el que está "cómodo". Pero, tras los acontecimientos de la última semana, el líder regionalista considera imprescindible para que el pacto continúe que haya un reconocimiento expreso de que los socialistas reivindicarán ante el Gobierno de Pedro Sánchez el cumplimiento de los compromisos en materia de infraestructuras.

Porque el jefe del Ejecutivo no aceptará "represalias" por el no a Pedro Sánchez, al que, según ha reconocido, ha felicitado con un mensaje que el presidente español no ha contestado.

Revilla ha dejado también abierta la puerta a futuras colaboraciones con el Gobierno del PSOE en Madrid, porque el PRC, ha dicho, es un partido "progresista", que comparte la agenda social del gobierno de coalición entre socialistas y Unidas Podemos.

Dice el presidente que "la gobernabilidad de Cantabria está asegurada", pase lo que pase, porque -ha recordado- su partido puede seguir en solitario en el Ejecutivo, con apoyos puntuales. En este punto, preguntado por el ofrecimiento del Partido Popular, Revilla ha dado a entender que no es una alternativa que precisamente le ilusione: el PP está ahora, ha dicho, como quien espera "que caigan peras".

El PRC no ha cambiado sobre Cataluña

Larga comparecencia de Miguel Ángel Revilla, durante más de una hora, en la que ha tratado de justificar su voto contrario a la investidura del líder socialista como presidente de España.

Insiste el PRC en que su actuación ha sido "coherente", que ellos "no han cambiado". "Esto no es un calentón", dice Revilla, es una decisión que se basa en la trayectoria política del PRC que, desde su fundación, hace más de 40 años -asegura- ha defendido siempre los intereses de Cantabria, pero también los de España.

El acuerdo del PSOE con Esquerra es inasumible para los regionalistas, porque encierra -asegura- un referendum en Cataluña. Y eso, dice Revilla, hay que votarlo en toda España, no sólo en la comunidad catalana.

Por eso, el líder regionalista entiende que han dejado fuera "deliberadamente" cualquier referencia a la Constitución en el documento que certificó la abstención de Esquerra.

Revilla entiende que este acuerdo con Esquerra es una decisión "equivocada", pero también reconoce que Pedro Sánchez "traga con lo que está tragando, forzado por la actitud del Partido Popular y Ciudadanos". Formaciones, asegura, que está regocijándose con que esto "salga mal".

Por último, el presidente cántabro ha desmentido -sin que nadie se lo haya preguntado, por cierto- que haya recibido presiones de la presidenta del banco Santander, Ana Botín, para votar contra Pedro Sánchez. Revilla ha desvelado la conversación que mantuvo ayer con Botín, en la que esta le mostró su "indignación" por la información publicada por varios medios nacionales.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?