Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 27 de Enero de 2020

Otras localidades

Borja Sémper: "No tengo rencor, pero tampoco olvido"

"No pudieron matarme, pero tampoco pudieron amargarme la vida", ha asegurado el dirigente del PP Gipuzkoano que ha anunciado que abandona la política

Borja Sémper: "Me incomoda mucho un clima de confrontación en la política". / ATLAS

El presidente del PP de Gipuzkoa y portavoz en el Parlamento Vasco, Borja Sémper, ha decidido abandonar la política, por lo que en las próximas fechas renunciará a sus cargos públicos y orgánicos. El dirigente popular de Gipuzkoa ha ofrecido una comparecencia en la sede del PP en San Sebastián. "Con otros con lo que me he cruzado, me he enfrentado y les he padecido durante años. A ellos les digo que en mí no encontrarán rencor, pero tampoco tendrán olvido. No pudieron matarme, pero tampoco pudieron amargarme la vida", ha asegurado durante su comparecencia de despedida de la política

El presidente del PP de Gipúzcoa, Borja Sémper, ha afirmado que su decisión de abandonar la política no tiene "nada que ver con hipotéticas discrepancias" con su partido, en el que se siente "extraordinariamente cómodo", y ha asegurado que responde a su intención de dar a su familia "otro entorno y otra perspectiva".

En una rueda de prensa en San Sebastián, Sémper ha asegurado que su decisión supone un "fin de ciclo", una etapa personal "que acaba" y que "no hay más lecturas ni otras circunstancias que lo hayan provocado". En su comparecencia, ha explicado que su decisión responde mayoritariamente a la necesidad de dar a su familia "otro entorno y otra perspectiva".

En este sentido, ha precisado que se siente "extraordinariamente cómodo" en el PP y que su decisión de abandonar la política "no tiene nada que ver" con "hipotéticas discrepancias" con su partido porque, según ha recordado, ha vivido "circunstancias más complejas". Sobre la actual situación política ha sido claro: "Me incomoda mucho un clima de confrontación en la política". Sémper ha contado que ahora afrontará nuevos retos profesionales en la empresa privada.

El dirigente popular de Gipuzkoa ya ha comunicado sus planes al presidente del PP, Pablo Casado, antes de hacer pública hoy su decisión.

Borja Sémper Pascual (Irun, 1976), licenciado en Derecho por la Universidad del País Vasco (UPV/EHU), milita en el PP vasco desde los 17 años y accedió a su primer cargo público en 1995, cuando fue elegido concejal en Irun (Gipuzkoa), una localidad en la que, a partir de 1999, fue teniente de alcalde y delegado de Urbanismo.

Parlamentario vasco desde 2003, se convirtió en portavoz en la cámara vasca tras la crisis de 2013 que acabó con el abandono de la política de la expresidenta del PP vasco Arantza Quiroga.

En 2009 fue elegido presidente del PP de Gipuzkoa con cerca del 95 % de los votos y desde entonces ha encabezado a los populares guipuzcoanos sin apenas oposición.

Tras intentar dos veces convertirse en diputado en las elecciones generales de 2015 y 2016, en las que su partido no obtuvo representación en Gipuzkoa, Sémper encabezó el pasado año la lista del PP a la Alcaldía de San Sebastián y logró mantener los 3 concejales que tenía, en un contexto de retroceso general de las candidaturas populares.

En la actualidad desempeña los cargos de portavoz del PP en el Parlamento Vasco, concejal en San Sebastián y presidente del partido en Gipuzkoa.

Durante el congreso del PP en julio de 2018, Sémper, como toda la dirección del partido en Euskadi, apoyó la candidatura de la exvicepresidenta del PP Soraya Saénz de Santamaría, que resultó derrotada por el actual líder del partido, Pablo Casado.

La incomodidad del dirigente vasco en el seno del nuevo PP de Casado no ha pasado desapercibida y se ha evidenciado en varios encontronazos públicos, como el surgido cuando la Ejecutiva del PP impuso la candidatura de Íñigo Arcauz en las elecciones generales.

Sémper se mostró molesto también con las manifestaciones pronunciadas el pasado mes de septiembre por la portavoz del PP en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, quien criticó la supuesta "tibieza" de los populares vascos respecto al nacionalismo y cuestionó su apuesta por la foralidad

"A nosotros nos ha costado sangre, sudor y lágrimas defender la Constitución y una idea de la España plural en el País Vasco y probablemente mientras algunas caminaban cómodamente sobre mullidas moquetas nosotros nos jugábamos la vida defendiendo aquí la Constitución y la convivencia", le replicó entonces el dirigente vasco.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?