Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 18 de Enero de 2020

Otras localidades

Reclaman 1,5 millones a la UC3M por la supuesta contratación irregular de 570 becarios

Una inspección de la Seguridad Social detectó que los becarios no ejercían como tal, sino como trabajadores estructurales

La UC3M tiene campus en Getafe, Leganés y Madrid. /

La Inspección de Trabajo ha levantado un acta a la Universidad Carlos III de Madrid por la presunta utilización de unos 570 becarios como si fueran trabajadores estructurales, en lugar de personas en prácticas extracurriculares, según publica eldiario.es . Tras realizar al menos dos visitas a los campus de la Carlos III en el último trimestre del pasado año, levantaron un acta en la que se indica que 570 estudiantes, que habían sido becarios durante los últimos cuatro años, han ejercido como trabajadores, según fuentes sindicales universitarias. Por eso, la Seguridad Social modificó su relación laboral con la institución y cambió la cotización de los becarios, imponiendo a la Universidad el pago de un millón y medio de euros con carácter retroactivo.

Una de las afectadas recibía en su móvil un mensaje de la Seguridad Social, a mediados de diciembre, en el que la indicaban que había sido de baja como trabajadora de la Universidad, para después recibir otro en el que volvía a ser dada de alta de nuevo. Al solicitar su vida laboral, comprobó como su relación con la UC3M había cambiado de becaria a trabajadora indefinida a tiempo parcial, como auxiliar administrativa. Algo que, según han confirmado a este diario digital, también han manifestado otros becarios. De hecho, ya un juzgado de Madrid reconocía el pasado mes de julio la relación laboral con la UC3M de una becaria que trabajaba en el archivo universitario, situado en la Biblioteca María Moliner de Getafe, lo que podría haber provocado la inspección posterior. Lo cierto es que no es la primera vez que se realizan comprobaciones de este tipo en otras universidades.

La UC3M dice no estar de acuerdo con las conclusiones de la Inspección de Trabajo, de quien afirma no haber recibido el acta correspondiente. Además, indica que “como otras muchas universidades españolas, viene convocando prácticas académicas extracurriculares” según establece el Real Decreto 592/2014 que regula este tipo de prácticas.

El contrato de prácticas de los estudiantes, tal y como indica este diario, terminaba el 20 de diciembre, aunque todavía siguen cotizando como trabajadores de la Universidad. Unos sesenta de ellos se están organizando para defender sus derechos. De momento, continúan los tiras y afloja en este caso entre Trabajo y Universidad, por lo que el asunto podría llegar ante un juez. Así las cosas, ésta última ha pospuesto las siguientes convocatorias de becas extracurriculares, un tipo de prácticas no vinculadas con los estudios específicos realizados y que se desempeñan en bibliotecas o servicios de atención a alumnos, entre otras cosas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?