Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 27 de Mayo de 2020

Otras localidades

LGTBIfobia

El Observatorio contra la LGTBIfobia llevará a Fiscalía la expulsión de un joven de la discoteca Marmarela

Además, denuncian la atención "negligente" a la víctima al no personarse la Policía Portuaria porque no existía agresión física y recuerdan que también deben hacerlo en caso de ataques verbales

Foto archivo

Foto archivo / Getty Images

El Observatorio Valenciano contra la LGTBIfobia denuncia la actuación "negligente" de los servicios de Emergencias del 112, que no ayudaron a una víctima de un ataque LGTBIfóbico en Alicante porque no existían lesiones físicas.

Los hechos ocurrieron el pasado 23 de febrero en la discoteca Marmarela, en el puerto de Alicante, donde un joven fue expulsado por los porteros del club con el argumento de que "Marmarela no es un sitio de maricones", según el testimonio de la víctima.

Según su denuncia, intentó entrar de nuevo para recoger sus efectos personales, pero no pudo, y al exigir una hoja de reclamaciones, no le entregaron la copia obligatoria como así recoge el servicio de consumo. Entonces, llamó al 112 para que un agente policial se acercase al lugar de los hechos y fue derivado al servicio de Policía Portuaria, competente de la zona de ocio, desde donde le indiciaron que no se personarían en el lugar al no haber ningún tipo de agresión física.

Desde el Observatorio Valenciano contra la LGTBIfobia recuerdan que, ante una agresión, sea física o verbal, la Policía debe acudir al lugar y levantar atestado, independientemente de que existan o no agresiones físicas.

"No se trata de más formación, sino de cumplimiento de las obligaciones", explica desde el Observatorio, Toño Abad, que denuncia que aún quedan muchos comportamientos homófobos por erradicar en el ocio nocturno. "Estamos cansados de que los porteros y vigilantes de las zonas de eocio se crean con la capacidad o el derecho de echar a las personas por darse un beso con su pareja o por nuestra expresión de género", lamenta.

La víctima ha presentado denuncia ante la Policía Nacional y desde el Observatorio llevarán un escrito a Fiscalía para que estudie si pueden derivarse indicios de delito. Además, anuncian que así van a proceder a partir de ahora ante este tipo de agresiones, que en muchos casos no se denuncian, para ponerlas en conocimiento del Ministerio Público y que este pueda actuar de oficio siempre.

De hecho, recuerda Abad que la Fiscalía ya ha actuado en otras ocasiones en la provincia de Alicante contra locales que han expulsado a personas LGTBI, como en el caso de una pareja de lesbianas en Elche, por el que pide siete años de inhabilitación para el propietario del local.

Versión de la discoteca

A través de un comunicado en sus redes sociales, el grupo Marmarela negó las acusaciones el pasado 24 de febrero. Aseguran que "a ninguna persona que quiera acceder o permanezca en el interior se le ha discriminado nunca en función de su raza, religión o género". Si se expulsa de sus salas a alguna persona es "por el incumplimiento de las leyes en vigor".

Además, se reivindican como una empresa "comprometida con la diversidad y la inclusión" y aseguran tener una plantilla "totalmente aconfesional, libre e igualitaria".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?