Sociedad
Coronavirus

El hospital Reina Sofía activa el teléfono 957 010 000 para consultas sobre citas, pruebas y cirugías

Hospital Reina Sofía. / Cadena SER

Córdoba

El Hospital Universitario Reina Sofía está reorganizado la atención a sus pacientes planificando diferentes medidas que garantizan la actividad urgente y preferente y, además, promueven la atención telefónica y telemática siempre que sea posible.

Para resolver dudas a la población, han habilitado una línea de teléfono: 957 010 000. Se trata de responder a consultas relacionadas con su cita médica, prueba diagnóstica o intervención programada. Para poder dar "una respuesta individual" a quienes pregunten, el hospital ha contratado a más telefonistas y, además, se ha creado un grupo de profesionales, tanto en activo como jubilados, que conectados desde casa en la mayoría de los casos, hace las gestiones pertinentes para tranquilar la ciudadanía y arreglar su situación.

 Este equipo de informadores ya están trabajando en turnos de mañana y tarde.

 Los canales en redes sociales del hospital también son una vía comunicativa con los usuarios, donde pueden hacernos llegar sus interrogantes. Además, estamos trabajando en el desarrollo de otras aplicaciones informáticas para poder mejorar en breve esta información de servicio público.


Medidas concretas

 Las primeras consultas y pruebas diagnósticas que se mantienen en estos momentos son las de primer diagnóstico o estudio de patologías potencialmente graves u oncológicas, así como el seguimiento de los embarazos. También siguen en pie las citas y la atención de los pacientes que requieran tratamiento con soporte hospitalario (por ejemplo, tratamientos propios de hospital de día de oncología). Por su parte, se aplazan o suspenden las citas presenciales de consulta programada de revisión que no sea oncológica, sustituyéndolas en la medida de posible por consultas no presenciales (vía telefónica o telemática).

En cuanto a la cirugía, se mantiene la actividad urgente, preferente y oncológica, así como las intervenciones necesarias para resolver problemas potencialmente graves de los pacientes, los partos y las cesáreas y disminuirá la programación de cirugía mayor ambulatoria y cirugía menor ambulatoria en función de la disponibilidad del personal asistencial y de la situación epidémica local.

 Un consejo importante por parte de los profesionales sanitarios es que, a quienes se les haya mantenido la cita, eviten venir si presentan tos, fiebre o síntomas respiratorios.

 Para evitar la aglomeración de pacientes en las salas de espera, se amplía el horario de consulta y se dilatan los tiempos. También se recuerda que, cuando vengan al hospital, deben traer el documento que justifica su visita para que le permitan el acceso. Estas medidas buscan proteger a los pacientes y a los profesionales ante la previsible expansión en el número de casos de infección por COVIC-19 que se pueda producir en los próximos días y a fin de evitar una exposición innecesaria a la ciudadanía en un centro sanitario.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad