Domingo, 09 de Agosto de 2020

Otras localidades

VALENCIA BASKET 94 - SAN PABLO BURGOS 90

Una remontada inolvidable

Valencia Basket anota cinco triples en los últimos cuatro minutos y depende de sí mismo para ser primero de grupo

GRAFCVA6269. VALENCIA. El base belga del Valencia Basket, Sam Van Rossom, es defendido por el pívot serbio del San Pablo Brugos, Dragan Apic, durante el tercer segundo partido de la cuarta jornada del grupo B de la fase final de la Liga Endesa que disputan en el pabellón de la Fuente de San Luis de Valéncia. EFE, Manuel Bruque.

GRAFCVA6269. VALENCIA. El base belga del Valencia Basket, Sam Van Rossom, es defendido por el pívot serbio del San Pablo Brugos, Dragan Apic, durante el tercer segundo partido de la cuarta jornada del grupo B de la fase final de la Liga Endesa que disputan en el pabellón de la Fuente de San Luis de Valéncia. EFE, Manuel Bruque. / Manuel Bruque (EFE)

Como ya le sucediera ante el Real Madrid, Valencia Basket no estuvo al nivel mínimo exigible en defensa durante el primer cuarto. Lento en los cambios tras pick and roll, despistado en varios estáticos, permitiendo a San Pablo Burgos elevados porcentajes de dos (75%) y de tres (50%). El resultado fue volver a encajar una cantidad de puntos escandalosa (27) para un equipo que, fundamentalmente, vive de la seriedad atrás. El ataque tampoco fue para tirar cohetes. Lo más destacable, tres rápidas transiciones lideradas por Van Rossom que propiciaron un parcial de 6-0. Poca cosa para una plantilla de Euroliga.

En su habitual afán integrador, Ponsarnau inventó una extraña rotación con Motum para iniciar el segundo periodo. El australiano recibió dos tapones en los dos únicos balones que tocó y volvió al banquillo rápidamente. No fue la única sorpresa en el plan de partido del técnico taronja. Abalde no apareció hasta que Valencia se encontró con el agua al cuello (29-44 a 3:51 para el descanso). La irrupción del gallego -uno de los mejores jugadores de esta fase final de la Liga Endesa- coincidió con dos triples consecutivos de Benite que disparaban a Burgos en el electrónico (29-47). La defensa del anfitrión en los veinte minutos iniciales fue casi tan penosa como la gestión de personales. Tres faltas en dos cuartos, encajando 51 puntos. Un desastre.

La presión de arranque tras el intermedio fue un presagio de lo que estaba por venir. Sam apretó tanto a Fitipaldo que Salvó mandó la pelota directamente fuera. Afortunadamente, Valencia Basket había decidido empezar a morder. El problema, como suele suceder en equipos con pocas virtudes físicas, es que a los tres minutos del tercer cuarto ya se habían metido en bonus. En ataque, lo de todo el torneo. Abalde y, sobre todo, Tobey. Alberto adelantó a Colom como base de rotación y el americano se marchaba hasta los 15 puntos a la conclusión del tercer cuarto (58-67). El equipo de Ponsarnau -con un espeluznante 30% en tiros de campo- se mantenía vivo gracias a sus 14 rebotes ofensivos.

La deriva de la noche seguía siendo muy preocupante en la recta final. Burgos diez arriba (68-78) cuando restaban 5:39 para el bocinazo. Ponsarnau apostaba por un cinco muy físico y con capacidad para anotar de tres con Van Rossom, Abalde, Doornekamp y Tobey. El equipo hizo click. Con un primer parcial 7-0, se metió en el partido (75-78). La locura final hizo el resto. San Pablo ya no tuvo piernas para defender el estático taronja y, aunque Fitipaldo dio un golpe sobre la mesa con un inverosímil 3+1 a falta de 1:03, Doornekamp y Loyd sellaron una victoria de locura. Los abrazos de Juan Roig y Paco Raga en el palco de La Fonteta así lo atestiguaban. Todavía lejos del mejor nivel, Valencia puede acabar primero en este grupo B de infarto si el viernes se impone a Gran Canaria. El baloncesto puede ser maravilloso.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?