Miércoles, 23 de Septiembre de 2020

Otras localidades

SEGOVIA VINTAGE

Los autobuses de Tussa

La histórica compañía de los autobuses urbanos que prestó servicio a la ciudad de Segovia hasta el año 2004 tras un final convulso y polémico

Autobús de urbano de Segovia de Tussa en la Plaza Oriental

Autobús de urbano de Segovia de Tussa en la Plaza Oriental / JUAN MARTIN

Los autobuses de Tussa fueron los urbanos de Segovia para muchas generaciones de segovianos. Los encargados de trasegar segovianos de los barrios de la ciudad al centro de la misma. Y cuando digo al centro, es el centro centro, pues el inicio y final de todas las líneas estaban en la Plaza Mayor. Contaban con la marquesina más inmensa construida jamás, como eran los soportales donde se ubica actualmente el Hotel Infanta Isabel y al otro lado de la calle de los bares junto a la iglesia de San Miguel. Ese soportal incluía un puesto de chuches y caramelos, donde comprar algo si no tenías suelto… pues en el puesto no se cambiaban billetes como recordaban con cierta sequedad.

Eran unos autobuses rotulados de color verde y amarillo, que alguno llegó a denominar de las “tortugas ninja”, aunque en la última etapa también circulaban de color rojo, llegados de segunda mano de alguna otra ciudad, a los que la empresa concesionaria no se molestaba ni en unificar con el resto de la flota. Uno de los recuerdos de infancia es que durante las fechas de las fiestas lucian unas banderolas en la cabecera. Era una señal de que los caballitos estaban esperando nuestra visita.

El autobús de San Lorenzo de Tussa subiendo a la Plaza Mayor por la Calle San Juan / JUAN MARTIN

En la foto de Juan Martín podemos apreciar unos vehículos “vintage”, de la histórica y desaparecida marca Pegaso, subiendo la calle de San Juan o cargando viajeros en la parada de la Plaza Oriental. Con publicidad de la desaparecida inmobiliaria Hábitat, y los observadores pueden apreciar el andamio instalado en los arcos centrales del Acueducto. La imagen está tomada durante la restauración que siguió tras el corte de tráfico en los primeros años de la década de los noventa del Siglo XX.

La imagen del servicio en su última etapa era de desidia y dejadez. Se trataba de una concesión histórica que se renovaba con regularidad a una empresa propiedad del político y empresario Carlos Gila, ya fallecido. Tras dejar su escaño en el Congreso se centró en sus negocios, tras ser unos de los protagonistas políticos de la época de la Transición en Segovia. Desde las primeras elecciones democráticas fue diputado primero en UCD, y en 1982 en Alianza Popular, partido antecesor al actual Partido Popular; rematando su recorrido político en el CDS. Su principal legado político fue la lucha por la autonomía uniprovincial de Segovia al no compartir la decisión de integrar la provincia en la nueva autonomía de Castilla y León.

En el año 2003 llegó a la alcaldía de Segovia Pedro Arahuetes (PSOE) y tomó la bandera de los autobuses urbanos como muestra de los nuevos tiempos en la ciudad. En pocos meses, puso fin a una concesión casi eterna, previa intervención del servicio no exenta de polémica.

El entonces alcalde llegó a acusar a la empresa concesionaria de incumplimientos que ponían en riesgo la vida de los viajeros, manifestando en público que Tussa “se ríe de los segovianos”, y que “los vehículos circulaban sin frenos”. Sin frenos no tengo la certeza, pero sí que había líneas a las que para avisar de la parada al conductor había que tirar de una cuerda. Parecía un apaño propio de los chapuceros Pepe Gotera y Otilio, uno de los cómics populares de nuestra niñez.

Al final Arahuetes se salió con la suya, y el día de San Pedro de hace 16 años presentaba a los pies del Acueducto la flamante nueva flota de autobuses, a los que además de modernizar y actualizar, le cambiaron la rotulación por el azul que permanece actualmente y se reformaron las marquesinas y postes de señalización.

Los segovianos rápidamente se adaptaron a las nuevas líneas y cambios, y nuestros ojos se han acostumbrado a esa estampa de la ciudad que configuran los autobuses urbanos azules pasando por su calles y avenidad, y cuesta recordar aquellos autobuses de Tussa, a los que tengo la sensación casi nadie echa de menos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?