Miércoles, 21 de Octubre de 2020

Otras localidades

Pateras Canarias

El camino hacia Canarias en patera, menos vigilado en el sur de Marruecos

El aumento de la vigilancia en los pasos fronterizos con Ceuta y Melilla, la seguridad en el norte de Marruecos, el desmantelamiento de los campamentos de mirgantes explican, en parte, el incremento de personas en patera hacia las Islas

La Cruz Roja tiene alojados de forma transitoria a 332 inmigrantes subsaharianos y magrebíes bajo más de una docena de carpas instaladas en el muelle del puerto de Arguineguín (Gran Canaria) a la espera de que se les asigne un recurso humanitario donde continuar la cuarentena prevista en los protocolos de prevención de la covid-19.

La Cruz Roja tiene alojados de forma transitoria a 332 inmigrantes subsaharianos y magrebíes bajo más de una docena de carpas instaladas en el muelle del puerto de Arguineguín (Gran Canaria) a la espera de que se les asigne un recurso humanitario donde continuar la cuarentena prevista en los protocolos de prevención de la covid-19. / Quique Curbelo (EFE)

El aumento de la vigilancia en las vallas y en los pasos fronterizos de Marruecos con Ceuta y Melilla, el refuerzo de las fuerzas de seguridad en las costas del norte y el desmantelamiento de los campamentos de migrantes en los bosques y en las grandes ciudades marroquíes ha conducido a que las personas que quieren alcanzar Europa se busquen otros puntos de salida menos controlados, como el sur de Marruecos y el Sáhara Occidental. Precisamente son los mismos lugares a los que se traslada, a su vez, a los migrantes tras las redadas en el norte bajo la ley 02-03, que permite a las auto.

“Cada vez que hay vigilancia y cercan una zona, como pasó con la Alhucemas, Nador y Tánger, las redes de tráfico de personas buscan otro lugar. Así es la migración, cuando hay obstáculos o dificultades en una ruta, buscan otra”, mantiene en una entrevista el investigador y portavoz de Alarm Phone en Marruecos, Hassane Amari.

Los migrantes también acceden a esa ruta que sale a las Islas Canarias desde Mauritania. “Traficantes de personas y droga utilizan las pateras desde La Güera y Nuadibú para bordear por el mar la frontera de Guerguerat. Una vez en el Sáhara, los recogen por la noche en los alrededores de Bojador”, según explicaron a la SER activistas saharauis,

Además, en esta parte de la costa atlántica, a las personas subsaharianas, se unen también jóvenes marroquíes que quieren abandonar el país ante la falta de oportunidades y los saharauis que viven bajo la presión del Gobierno marroquí en el Sáhara Occidental. De Tantan, Tarfaya y Guelmin, las embarcaciones parten principalmente con marroquíes y saharauis, mientras que del litoral de El Aiún y Bojador salen saharauis y subsaharianos. Lo más peligroso es coger el mar desde Dakhla, donde se registran numerosos naufragios por las corrientes de agua.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?