Lunes, 30 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Cementerios nucleares

La travesía del pesquero Xurelo sobre un cementerio nuclear

El sonido de un barco rompiendo sobre las olas. El sonido del pesquero Xurelo, en 1981 dirigiéndose al Atlántico. En el puente, colgada en las vetanas exteriores, una bandera gallega. Sobre la franja azul podía leerse "Galicia non quere cimeterios nucleares".

Enrique Álvarez Escudero es uno de los tripulantes que esa noche salieron en la búsqueda de los buques Holandeses que desde hacía décadas lanzaban barriles de resiuos nucleares al mar. En su recuerdo, la salida de puerto en una noche de septiembre "casi de manera clandestina". Dos días despues llegarían a su destino.

Era la primera travesía de unos marineros que un año despues lograban que Galicia y Europa se fijasen en los residuos nucleares que desde 1949 distintos países europeos lanzaban a las profundidades del océano. Desde entonces 220.000 barriles, 140.000 toneladas, descansan mar adentro frente a las costas de Galicia.

Falta información sobre el impacto que aquellos depósitos en la fosa del Atlántico han podido tener sobre nuestas aguas, sobre la pesca, sobre, en definitiva, nuestra salud. Sólo dos estudios lo han analizado en 1990 y en 2003. Ana Miranda, portavoz del BNG en Europa, ha logrado esta semana el compromiso de la Comisión Europea de verificar en los primeros meses del próximo año el control que España hace de estos depósitos. En Greenpeace dudan que estas verificaciones sirvan para conocer realmente el estado de la contaminación marítima.

Eso fue hace cuatro décadas. A día de hoy, el tratamiento de residuos nucleares consiste bien en su alquiler a otros países (a Francia le pagamos 75.000 euros anuales por ello) o su almacenaje en España. "Esto mientras llevamos 10 años a la espera del séptimo Plan de Residuos Radioactivos", explica Raquel Montón, responsable de la campaña antinuclear de Greenpeace España.

Greenpeace aparece en nuestro país a raíz de la conciencia anti nuclear que surge a principios de los 80, cuando la legislacion medioambiental en España, una democracia naciente, era casi una ilusión.

El Xurelo es un icono de la lucha ecologista en Galicia. Cosas o no del destino, el Xurelo se hundía en las aguas del puerto de Ribeira un mes después de que un petrolero llamado Prestige se hundiese a 250 kilómetros de nuestras costas. Los restos nuclerares de Alemania, Holanda o Reino Unido yacen a 650 kilómetros de la Galicia costera.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?