Domingo, 18 de Abril de 2021

Otras localidades

¿Cuánto cuesta morirse en Navarra?

Las exigencias legales y sanitarias hacen que los servicios mínimos que deben garantizar las empresas funerarias ronden los 2.400 euros de base, aunque todo dependerá de los servicios que se contraten

Descargar

Compartir

El código del iframe se ha copiado al portapapeles

No existen tanatorios públicos en Navarra, a pesar de que es un servicio que tarde o temprano todos necesitamos. Además, la ley obliga a utilizar los servicios de las empresas funerarias.

¿Por qué no podemos escapar de los tanatorios?

Según el Reglamento de Sanidad Mortuoria, aprobado por el decreto foral 297/2001, de 15 de octubre, cualquier traslado de cadáveres a cementerios debe ser realizado siempre por empresas funerarias autorizadas, ya sea en coche fúnebre o, si fuera necesario, en ferrocarril, buque o avión. Existen algunas excepciones, que deben ser aprobadas por el departamento de Salud. Por ejemplo, que se traslade el cadáver para el trasplante de tejidos. En este último caso podrá utilizarse una ambulancia para trasladar al cadáver, pero siempre y cuando hayan transcurrido menos de ocho horas desde la muerte de la persona.

Además, es preciso contratar los servicios de una empresa funeraria porque, siguiendo el reglamento, solo puede trasladarse un cadáver para velarlo, inhumarlo o cremarlo en un féretro homologado.

¿Podemos velar a un ser querido en casa o es obligatorio hacerlo en un tanatorio?

Las dos opciones son válidas. El reglamento contempla que la vela de los cadáveres pueda realizarse en los lugares autorizados y destinados a tal fin, como tanatorios o velatorios, pero también en los domicilios particulares. En ambos casos, deberán adoptarse las medidas higiénico sanitarias adecuadas. Así que, de nuevo, escojamos la opción que escojamos, será necesario contratar los servicios de una funeraria. La gerente de Tanatorios Irache, Lorena Sánchez, ha explicado en la SER que este servicio se sigue solicitando en Navarra. "Sí que hay casos y depende de la cultura de las zonas donde se vela. Vemos que hay un mayor arraigo cultural a velar en domicilios en zonas como el norte o en alguna zona concreta de la Ribera. Son pocos casos. A los clientes hay que ofrecerles cámaras portátiles y las herramientas que existen para que haya unas condiciones de frío en ese domicilio. Eso es algo que tiene que proporcionar la funeraria. Al final, el cadáver pasa un proceso, debe ser preparado adecuadamente para que no haya ninguna incidencia y para que no haya situaciones desagradables", ha explicado.

¿Podemos elegir la empresa funeraria o el tanatorio?

Sí, siempre. El gerente del Tanatorio Izarra, Mikel Idoate, ha insistido en la SER en que la capacidad de elección existe siempre y durante todo el proceso: "Cada persona se tiene que despedir cómo quiere, tanto en servicios como en productos; pero también donde quiere. Y eso es algo que todas las personas que están en el momento del fallecimiento tienen que conocer, tanto en el hospital como en la residencia. La libertad de elección de tanatorio está garantizada por la ley, da igual que tengas un seguro, da igual que fallezcas donde fallezcas, que residas donde residas, tú tienes esa opción", ha apuntado. Por eso, recomiendan que la primera llamada se haga al tanatorio, que será luego quien inicie los trámites.

En Navarra hay una veintena de empresas en el sector, que tienen repartidos 117 velatorios o tanatorios por toda la comunidad. Si tienes dudas sobre si una empresa está o no homologada para ello, puedes consultarlas en el Registro de empresas funerarias del Departamento de Salud

¿Cuánto cuesta morirse?

Todo dependerá de los servicios que se contraten. Desde el tanatorio Izarra, Mikel Idoate explica que los servicios mínimos -incluyendo traslado del cadáver, féretro homologado, cremación o incineración y los diversos procedimientos que hay que completar- pueden suponer un coste mínimo que ronda los 2.400 euros - 3.000 euros IVA incluido.

En este sentido, desde Tanatorios Irache, Sánchez apunta que "las empresas funerarias gestionamos un proceso integral, y eso supone que -según diversos informes a nivel nacional- la mitad de la factura de una empresa funeraria no se corresponde con los servicios que ofrece. Estamos hablando de esquelas, de flores, de tasas de cementerios, ayuntamientos, etc. Y desde luego, cada usuario tiene posibilidad de elegir los servicios que quiera. De ahí las cifras que se manejan a veces".

¿Incineración o inhumación?

Las tasas que los cementerios cobran por inhumar un cadáver en un nicho o panteón varían en función del ayuntamiento que lo gestione, del tiempo durante el que se alquile ese espacio, etc.

En cuanto a las cremaciones, en Navarra solo hay cuatro localidades con hornos crematorios. Hay dos hornos municipales en Pamplona (en breve el ayuntamiento plantea sacar a licitación otro nuevo); uno en Estella, que es municipal, pero está gestionado por una empresa privada; y otros dos privados en Tudela y Caparroso. Las tasas varían enormemente de unos a otros. En Pamplona, la cremación tiene un coste total de 242,25 euros, mientras que, por ejemplo, en Estella supondría un desembolso superior a los 520 euros (IVA incluido).

Se puede elegir el horno crematorio, pero siempre y cuando se ajuste a los periodos establecidos por la ley para cremar un cadáver: entre 48 y 72 horas después de la muerte.

¿Y si no puedo asumir ese coste?

Las empresas tienen sus propias alternativas, que pasan por la creación de una caja social (Tanatorio Izarra), que permite realizar donaciones anónimas para aquellas familias que no puedan costearse el sepelio; pagos fraccionados (Tanatorios Irache) e, incluso, se ofrece la posibilidad de alquilar un velatorio o sala de tanatorio durante una o varias horas, en vez de un día entero.

En el caso de que el fallecido no tenga allegados, recursos ni bienes en propiedad, es el Ayuntamiento -del municipio en el que haya fallecido- el que debe asumir los gastos. Es el llamado servicio de beneficencia, que en Pamplona tiene un coste de 335 euros. Las empresas funerarias se turnan cada tres meses para cubrir los posibles servicios.

De acuerdo con el técnico de Sanidad del Ayuntamiento de Pamplona, Carlos Eguizábal, el servicio de beneficencia incluye la inhumación o la cremación del fallecido y la posibilidad de inhumarlo en un nicho particular o de entregar las cenizas a la familia. No se incluyen, por ejemplo, los costes de la lápida, que deberán correr a cargo de la familia. Para poder optar a esta opción, es preciso recurrir a los Servicios Sociales, que son quienes elaboran el informe que certifica que esa persona no tiene allegados o bienes en propiedad.

En otras localidades más pequeñas como, por ejemplo, Estella, no existe un servicio de beneficencia como tal porque solo se requiere en ocasiones muy puntuales y, en ese caso, los servicios sociales optan por solicitar presupuesto a los tanatorios.

Otras causas del encarecimiento

El IVA de estos servicios está al 21% en España -lo subieron desde el 8%-, mientras que en otros países de Europa o es hiper reducido -al 4%- o están exentos.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?