Sociedad
COP26

Un mosaico denuncia en La Concha la falta de soluciones al cambio climático

La protesta ha estado organizada por la plataforma Larreko Mahaia bajo el lema "Klima ez da negozioa"

Mosaico de paraguas para pedir más lucha contra el cambio climático / Eguzki

San Sebastián

Un grupo personas han creado este sábado un mosaico con paraguas en la playa de La Concha de San Sebastián, para denunciar que la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático COP26, de Glasgow (Reino Unido), "no ofrece soluciones reales a la emergencia climática" que atraviesa el planeta.

Los participantes en la protesta, organizada por diferentes grupos ecologistas y sociales agrupados en la plataforma Larreko Mahaia, han creado la frase "Klima ez da negozioa" (El clima no es negocio) con paraguas abiertos sobre la arena de la playa.

Durante la movilización, los organizadores han difundido un manifiesto en el que lamentan que, a pesar de los acuerdos fijados en las 25 cumbres anteriores sobre el cambio climático, "el neoliberalismo siga destruyendo los soportes de la vida y de la sociedad" y "cada año se sigan batiendo récords en las emisiones de gases de efecto invernadero".

"El cambio climático -explica el documento- ya es una realidad y sus efectos no son sólo algo que sufrirán las futuras generaciones sino que ya los estamos sufriendo".

"Ejemplos de ello -continúa- son la pérdida de biodiversidad, los fenómenos extremos cada vez más frecuentes como las olas de calor, las sequías, las inundaciones, los incendios, el deshielo del permafrost y de los glaciares, las pérdidas de cosechas y el apartheid global contra los refugiados".

A su juicio, "la emergencia climática es un problema social y global que pone de manifiesto las carencias de todo el sistema capitalista de producción y consumo".

"La lógica del crecimiento continuo -agrega el texto- choca con los límites del planeta y con las necesidades de la mayoría, y el cambio climático es uno de los efectos colaterales de este crecimiento insensato".

Recalca, en este sentido, que "para hacer frente al problema de raíz profunda no basta con introducir cambios superficiales" sino que "hay que reducir el consumo energético y de materiales y abandonar el objetivo de crecimiento económico global".

"No podemos seguir retrasando las soluciones para mitigarlo. Ahora, el reto es luchar cada décima para no superar el calentamiento de 1,5 grados para el año 2100 e impulsar la transición ecológica y social", subraya.

"Exigimos a los miembros de la COP26 y a los Gobiernos que abandonen la comodidad de las declaraciones de emergencia climática y que pasen a la acción", concluye el comunicado.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad