Lunes, 24 de Enero de 2022

Otras localidades

La denuncia por robos en el hospital Isabel Zendal contenía datos falsos

La Comunidad de Madrid denunció robos que nunca se produjeron en el interior del hospital Isabel Zendal, ni tampoco durante las fechas señaladas en la denuncia. Además, se alertó de sustracciones en el almacén que la empresa que lo gestiona ignora: "no tenemos constancia de ningún robo"

Fuentes policiales confirman a la SER que la Consejería de Sanidad no aportó ningún material gráfico adjunto a la denuncia para acreditar los robos que se produjeron

Zonas inacabadas del Hospital Enfermera Isabel Zendal en el día de su inauguración

Zonas inacabadas del Hospital Enfermera Isabel Zendal en el día de su inauguración / Javier Alonso

En la denuncia que la Consejería de Sanidad presentó ante el grupo 1 de la Brigada Provincial de Policía Judicial UDYCO por robos y sabotajes en el Hospital de Emergencias Isabel Zendal hay detalles que no concuerdan, ni por los hechos denunciados, ni por las fechas señaladas. Ni siquiera existe el cargo exacto con el que el denunciante firmó la denuncia.

Los datos falsos de la denuncia

En el escrito de la denuncia, adelantada por la SER, se detalla que "desde la semana del día 18 de enero del 2021, se vienen produciendo una serie de sabotajes y daños, tal y como se lo transmitió principalmente el gestor de mantenimiento de la empresa Ferrovial R. G. V., en la semana del día 25 de enero y que detalla mediante un correo electrónico de fecha 2 de febrero de 2021”. En ese desglose se cita expresamente la “sustracción de herramientas a empresas subcontratadas” que fueron "perpetradas sobre las instalaciones del Zendal". Pero aquel robo ni se produjo dentro del hospital, ni en aquellas fechas. Así lo confirma a la SER una de las empresas citadas en la denuncia, que asegura que uno de sus operarios "sufrió un robo en la furgoneta que tenía aparcada en las proximidades hospital" – es decir, no fue dentro del Zendal como se dice en la denuncia-. Pero lo más llamativo es la fecha de aquel robo. Esta compañía denunció los hechos el 29 de noviembre de 2020, es decir, cuando todavía ni siquiera se había inaugurado el Hospital Isabel Zendal y casi dos meses antes de las fechas que figuran en el escrito de denuncia ante la policía.

Además, el denunciante fue incapaz de aportar el nombre de otra de las empresas que supuestamente sufrió otro robo de herramientas similar: "En estos momentos, [el denunciante] no puede precisar el nombre", según recoge el acta policial de la denuncia.

Más datos incorrectos

En esa denuncia se detallaban todo tipo de actos delictivos y se explicaba que “el 2 de febrero de 2021”, a través de un informe el Doctor Pedro Landete, “como responsable de la unidad de cuidados intermedios respiratorios”, puso en conocimiento varios robos en “el almacén”, en concreto: “una pantalla de broncoscopio Ambú, con su fuente de alimentación del almacén para ver el pulmón por dentro, con un valor estimado de quinientos o seiscientos (600) euros” y “una fuente de alimentación de pantalla de broncoscopio, del almacén, del cual no puede estimar el valor en estos momentos”. Sin embargo, la empresa ‘Servicio Móvil’, que gestiona ese almacén no avala el relato de la desaparición de material sanitario que recoge la denuncia: “no tenemos constancia de ningún robo”, explica a la SER una portavoz de esta compañía. Ni siquiera contaron con ellos. Ningún responsable de la dirección del hospital Isabel Zendal contactó con esa compañía para recabar su versión de los hechos antes de poner la denuncia, “no hemos oído hablar nada de robos en el almacén, nos hemos enterado de la denuncia por la prensa”, añade.

No se aportó ninguna prueba gráfica

"Tanto en la zona de cuidados intermedios incluido el almacén, como en la zona de control de enfermería no existen sistemas de vigilancia que pudieran haber capturado imágenes de los hechos”, según se admite en la denuncia. Y sin cámaras, no hay pruebas, ni de los supuestos autores, ni de los hechos denunciados. De hecho, los responsables del Hospital Isabel Zendal no aportaron ningún material gráfico adjunto a la denuncia para acreditar los robos que se produjeron, según confirman a la SER fuentes policiales próximas a la investigación. En el escrito solo se hace mención de la entrega de "imágenes de algunos de los utensilios similares a los sustraídos".

Cargos imprecisos

El acta de declaración ante la Policía Nacional está firmada por José Luis García Almendro que se presentó antes los agentes como “Coordinador de Gestión del Servicio Madrileño de Salud, para el hospital Enfermera Isabel Zendal”, un cargo que como tal "no existe" según reconoce la propia Consejería de Sanidad a la Cadena SER: “en el diseño organizativo y estructura de responsabilidad del Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal, no existe el puesto (Coordinador de Gestión del Servicio Madrileño de Salud)”, explica el exdirector general de Gestión Económico-Financiera de la Consejería de Sanidad, Rafael Antonio Barberá de la Torre, a través de una consulta realizada por esta emisora en el Portal de Transparencia. La Consejería de Sanidad aclara que el cargo exacto que ocupa es "Coordinador de Gestión en el Hospital Enfermera Isabel Zendal”, pero se niegan a detallar su fecha de nombramiento al considerar que "prevalece la protección de datos personales sobre el interés público". El pasado laboral de José Luis García Almendro es un misterio, su trayectoria en el mundo sanitario es una incógnita. La Cadena SER ha contactado con altos cargos de la Consejerías de Sanidad, en su antiguo hospital (el Clínico San Carlos), con sindicatos sanitarios, pero nadie es capaz de ofrecer una referencia sobre su perfil profesional.

El detonante de la denuncia fue el enfado de Pedro Landete, responsable de la unidad de cuidados intermedios respiratorios, que fue quien realizó el informe con el detalle de los sabotajes y robos que habían sufrido. El doctor Landete trabajaba en el hospital de La Princesa, “un gran médico, un tipo ejemplar, puede ser uno de los mejores neumólogos de Europa”, según las fuentes consultadas. Sus informes se basaban en parte con la información que le remitió Raquel Heras, supervisora funcional de gestión de productos, equipamiento y tecnología sanitaria. Trabajó en el hospital 12 de Octubre y fue una de las primeras personas voluntarias en pedir el traslado al Zendal, según las fuentes consultadas.

La Fiscalía da carpetazo a la investigación

La Fiscalía ha solicitado el sobreseimiento provisional de esta causa que investigaba los hurtos o las llamadas anónimas que alertaban de que se estaba originando un incendio. La solicitud del Ministerio Público se razona porque no se ha podido determinar la identidad del autor o autores.

En todo caso, tampoco se han recabado pruebas que señalen la perpetración de ilícitos penales tal y como recogía la denuncia interpuesta por el departamento de Gestión del Servicio Madrileño de Salud dependiente de la Consejería de Sanidad.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?