SER Deportivos BilbaoSER Deportivos Bilbao
Baloncesto

El peor Bilbao Basket en el peor momento

Los 'hombres de negro' cayeron 83-64 en Varsovia en la ida de los cuartos de final de la FIBA Europa Cup

Leszek Szymanski (EFE)

No salió nada. Mejor dicho, todo salió mal. Desde la primera posesión hasta la última en la que se metía canasta en su propio aro tras un palmeo de Reyes. Surne Bilbao Basket firmó su peor actuación en Europa en el día menos indicado. Con el 83-64 en Polonia, se obliga al milagro en Miribilla la próxima semana. Ha recibido un buen golpe del que será difícil levantarse. Incluso así, no está perdida la eliminatoria, pero el equipo vizcaíno ha cuajado uno de los peores partidos continentales de los últimos años. Lo que se preveía, por el camino de unos y de otros en la competición, iba a ser una fiesta para celebrar el partido 150 fuera Bilbao, se tornó en un funeral. El Legia de Varsovia solo tuvo que ser un poco más ordenado que su rival y jugar con cierto criterio.

Solo un triple

El equipo de Ponsarnau tiró 70 veces a canasta, pero solo anotaba 22 de esos lanzamientos. No llegó al 23% de efectividad, además de dejarse otros siete tiros libres por el camino. Nadie se salva de la quema. Habrá quien eche de menos los puntos de Kullamae, el descartado junto con Tsalmpouris, o el liderazgo de Rabaseda, pero el problema no fue ese. Surne Bilbao Basket no interpretó bien que entraba en otra fase de la competición. Fue más demérito propio que méritos del equipo polaco. No solo faltaron puntos, si no que no hubo tensión defensiva y no supo competir contra el simple juego del Legia. El 1/19 en triples provocó desesperación y nadie encontró explicación a tan horrible acierto.

Nadie estuvo a la altura

El Legia empezó marcando el ritmo y terminó con el bastón de mando en su mano. Incluso la mala suerte se cebó con los bilbaínos. A falta de 17 segundos, Bilbao Basket tenía la posibilidad de dejar la renta negativa en 14 puntos, pero perdió el balón en un saque de banda y el lanzamiento de los polacos lo palmeó Reyes para dejar la renta negativa en esos 19 puntos. Bilbao Basket fue un desbarajuste continuo. Reyes tuvo minutos, pero sin efectividad, De Ridder no estuvo, Kileya no sacó ventajas de su superioridad física, Lihnason, no rentabilizó sus centímetros y Hornsby, desafortunado en el lanzamiento, perdió demasiados balones. Lo único que tenía sentido en el juego era cuando ponían algún balón interior, o con ‘alley-oops’. Ni un lanzamiento lejano liberado, ni juego que provocase ventajas.

Smith no pudo ser la referencia y Renfroe dio 6 asistencias, pero dirigió de forma errática y estuvo muy desajustado en defensa. Al Legia le bastó con que su rival no corriera y lo logró. Los rebotes ofensivos no se canjeaban por puntos y la poca actitud se veía en cada jugada cerca del aro. Los polacos emplearon su juego anárquico de llegar y tirar de tres al inicio de la posesión, y eso desconcertó a los vizcaínos. La ventaja fue elevando su confianza y se plantarán en Bilbao el próximo miércoles con 19 puntos de ventaja para meterse en semifinales de la FIBA Europa Cup.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00