Sociedad

Mulleres en Igualdade de Burela reclama más presencia policial y puntos violetas en las fiestas

El colectivo denuncia que las agresiones sexuales se disparan en las fiestas de verano

La Delegación del Gobierno en La Rioja impulsa una campaña para instalar Puntos Violetas permanentes en los municipios de la región

Punto violeta. Imagen de archivo. / japatino

Lugo

La asociación Mulleres en Igualdade de Burela reclama más presencia policial y puntos violetas en las fiestas para contener la violencia machista y sexista, luego de que un joven de 18 años entrara en prisión por una agresión sexual en agosto en una queimada popular en Cervo, además de otra investigación abierta por la Guardia Civil por otro caso ocurrido en las fiestas patronales de Ribadeo el pasado fin de semana.

A la vista de estos acontecimientos, la presidenta de la asociación, Mari Mar Fraga, ha recordado que “estamos demandando mucha más seguridad, además de campañas de concienciación, una mayor presencia policial y reclamamos que en todos los eventos se disponga de puntos violetas”.

A través de estos puntos “o mesas informativas se puede dar apoyo a las mujeres que en algún momento puedan llegar a sentirse mal o en alguna situación violenta en las fiestas para que sepan donde refugiarse y se la pueda ofrecer, a la supuesta víctima, todo tipo de información”.

Fraga ha alertado de la proliferación de estos casos de abusos y agresiones sexuales durante las fiestas de verano, que justifica porque estos “individuos” se “aprovechan de la multitud para esconderse y para esconder aquellas sustancias que se pone en la bebida de las víctimas o los pinchazos”.

“Se aprovechan de la situación que supone una fiesta donde hay mucha gente y pueden pasar desapercibidos los actos que están cometiendo”, ha subrayado.

Por lo demás, la presidente de Mulleres en Igualdade de Burela confía, en relación a la investigación por grabaciones ilegales de mujeres orinando en las fiestas de A Maruxaina, en Cervo en 2019, que en breve “se pueda tener algún tipo de noticia favorable”.

Durante el mes de agosto se interrumpió la toma de declaración por el Juzgado de Viveiro a las poco más de veinte mujeres, de más de cien, que aún no han prestado testimonio por este caso.

Mari Mar Fraga se queja de que “sigue el goteo de testigos, pero el mes de agosto va más lento de lo normal y ha sido un mes donde no se ha citado a muchas mujeres” víctimas de estas grabaciones ilegales.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad