La Ventana MetropolitanaLa Ventana Metropolitana
Sociedad
Seguridad marítima

La Federación Internacional de Trabajadores del Transporte pide inspeccionar un buque atracado en Chapela

La tripulación denuncia impagos, falta de seguridad y condiciones insalubres

La Federación Internacional de los Trabajadores del Transporte, ITF por sus siglas en inglés, ha pedido inspeccionar un buque atracado en los muelles de Chapela a finales de abril para verificar las condiciones de seguridad a bordo, tras la denuncia de los tripulantes del mismo, que alegaban que impago de salarios y el temor a volver a puerto sin cobrar.

Se trata del buque Santa Isabel, construido en 1972 y navegando bajo pabellón de Belize. Cuando ITF acusó recibo de la reclamación y contactó con los trabajadores, estos afirmaron desconocer el puerto al que se dirigían y tenían miedo a sufrir represalias por pedir ayuda. Una vez en los muelles redondelanos, según explica la propia ITF, se envió a bordo a un inspector, la gallega Luz Baz Abella, para tratar así de verificar el alcance de su reclamación.

"En su visita, frustrada por un supuesto representante español de la compañía, Baz no pudo acercase a la tripulación, pero sí constatar el estado general del buque y las condiciones absolutamente subestándar de habitabilidad", ha lamentado la ITF. Por ello, ha notificado y presentado una queja formal ante las Autoridades Marítimas, Capitanía Marítima de Vigo, como Estado Rector del Puerto y autoridades de Belize, responsables como Estado del pabellón.

En este sentido, urge la inspección del buque para verificar las condiciones de seguridad, de vida y habitabilidad a bordo, así como para asistir a los tripulantes en la recuperación de sus salarios. Pese a ello, la ITF no ha recibido información alguna al respecto de las autoridades españolas y solo el compromiso de las autoridades del pabellón de proceder a una futura inspección, a la vista de las fotografías e información proporcionadas por la ITF.

"La ITF urge la inmediata inspección detallada del buque, la información transparente y detallada de los resultados de la inspección y de las medidas adoptadas para garantizar la seguridad de la tripulación y el cumplimiento riguroso de la normativa y los estándares internacionales", ha sentenciado. Asimismo, en la búsqueda de información sobre el buque y su origen, ITF descubrió que se trata de un barco acusado de pesca ilegal por ONGs medioambientalistas y que, presumiblemente, aunque no se puede confirmar debido a los datos confusos en el registro de posiciones del AIS, procedía de Montevideo.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00