Ciencia y tecnología

La NASA comienza a analizar el primer material de un asteroide peligroso

Científicos de la NASA descartan el riesgo de contaminación biológica por parte del material extraterrestre que, por primera vez, una cápsula espacial ha traído a la Tierra desde un asteroide potencialmente peligroso, Bennu

Técnicos de la NASA recogen la cápsula espacial que ha aterrizado en el desierto de Utah con las primeras rocas de un asteroide potencialmente peligroso / NASA/Keegan Barber HANDOUT EFE

La cápsula de regreso de la sonda Osiris Rex de la NASA ha conseguido, este pasado domingo, aterrizar sin daños en una zona controlada del desierto de Utah, en Estados Unidos, y los técnicos de la NASA ya han accedido a su carga y la han llevado a una instalación especial instalada en el propio desierto.

De momento, el compartimento que guarda los 250 gramos de fragmentos de rocas, recolectados por esta nave espacial en el asteroide Bennu, no ha sido abierto todavía para garantizar la integridad de este valioso material extraterrestre y, este lunes, será trasladado en avión a un centro de investigación de la NASA situado en Houston, en el estado de Texas.

En esta instalación de alta seguridad, un equipo de seis científicos de la NASA comenzará el análisis de estas muestras extraterrestres y uno de los responsables de esta histórica misión, el investigador Lucas Paganini, explica a la Cadena SER por qué no existe ninguna posibilidad de que se escape alguna sustancia peligrosa: “lo interesante de los los asteroides es que reciben una gran cantidad de radiación solar y esta radiación sirve para esterilizar cualquier tipo de material que puede estar en su superficie. Por lo tanto, se trata de material inerte, es decir, no tiene vida por esta fuerte radiación, y, de este modo, no hay ningún peligro de que haya algún tipo de contaminación”.

Acceso científico

La NASA no tiene previsto dar los primeros datos del contenido que se encuentre en estos fragmentos de rocas del asteroide Bennu hasta dentro de un par de semanas.

En cambio, la Agencia Espacial de Estados Unidos sí ha anunciado que se distribuirán pequeñas muestras a equipos de investigación, que se han asociado a esta misión espacial histórica, llamada “Orígenes” y que están repartidos por los principales países del mundo.

Además, la NASA ha informado que el 75% de estas valiosas muestras extraterrestres serán guardadas en centros de alta seguridad, con el objetivo de que también puedan ser analizadas por las generaciones futuras de científicos, porque se supone que tendrán mejores tecnologías para su análisis.

Material único

Tras un análisis rápido, lo que sí se sabe es que se trata de un material de tipo rocoso, aunque, a la vez, es muy blando y muy frágil.

En concreto, los científicos esperan que contenga minerales arcillosos y minerales de silicato, que tienen agua encerrada en su estructura.

Por otra parte, también se verán cantidades de calcio y aluminio, ya que estos fueron los primeros materiales sólidos que se formaron en nuestro Sistema Solar.

Javier Gregori

Javier Gregori

Periodista especializado en ciencia y medio ambiente. Desde 1989 trabaja en los Servicios Informativos...

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00