Hoy por HoyHoy por Hoy
Sociedad

Las universidades privadas, a punto de superar a las públicas: en 25 años se han creado 27 campus privados y ninguno público

El ministerio de Universidades tiene siete peticiones de nuevas universidades privadas pendientes de resolver y hay otros tres proyectos barajándose en distintas comunidades autónomas

Las universidades privadas, a punto de superar a las públicas: en 25 años se han creado 27 campus privados y ninguno público

Las universidades privadas, a punto de superar a las públicas: en 25 años se han creado 27 campus privados y ninguno público

07:21

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1707119436416/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Las universidades privadas están a punto de alcanzar en número a las públicas. En 25 años se han creado en España veintisiete privadas, más de una al año, mientras que la última pública, la Politécnica de Cartagena, abrió sus puertas en 1998. El boom de los campus privados - alentado especialmente por gobierno autonómicos del PP -  no parece que esté cerca de terminar porque el ministerio de Universidades tiene siete peticiones más pendientes de resolver y hay otros tres proyectos barajándose en otras tantas comunidades

De las siete nuevas universidades privadas que están pendientes de superar el trámite en el ministerio hay cuatro en Madrid, la comunidad con diferencia con más campus privados, dos en Extremadura y una en Galicia, según confirman Universidades y las distintas consejerías. Sólo con ellas, si reciben también luz verde autonómica, las universidades privadas alcanzarían las 50 e igualarían en número a las públicas. Podrían superarlas incluso si se materializan otros proyectos, aún sólo ideas, que se barajan en Aragón, Canarias y Baleares.

Más información

Este crecimiento de universidades privadas preocupa a rectores de la pública que dudan de que cumplan los requisitos mínimos de calidad. Francisco Oliva, rector de la Universidad Pablo de Olavide en Andalucía, donde se han autorizado dos universidades privadas nuevas en 2023 y hay otras dos a punto de iniciar la tramitación parlamentaria, cree que no se debería haber dado luz verde a ninguno de los nuevos proyectos: "Nosotros lo que entendemos es que estas nuevas propuestas, tanto las aprobadas como las dos que van a iniciar su propia tramitación, no cumplen con estos requisitos y por tanto no deberían haberse a admitido", explica. Los rectores de las universidades públicas andaluzas se han opuesto reiteradamente a la creación de estos nuevos campus privados por no cumplir los requisitos mínimos de calidad. Hasta ahora sólo había una universidad privada en Andalucía, la universidad de Loyola, fundada en 2010.

El aumento de universidades privadas se ha visto favorecido especialmente por Gobierno autonómicos del Partido Popular. Andalucía es un buen ejemplo aunque la palma se la lleva Madrid, donde el PP gobierna desde 1995, que en 1998 tenía seis universidades públicas y cinco privadas y hoy tiene seis universidades públicas y 13 privadas (y otras cuatro peticiones pendientes). Entre las universidades de nueva creación en estas dos comunidades hay dos, la Universidad de Diseño, Innovación y Tecnología (UDIT ) en Madrid y la Universidad Tecnológica del Atlántico - Mediterráneo (UTAMED) en Andalucía que se han autorizado a pesar de tener  informes en contra del Consejo de Política Universitaria, de las propias autonomías y de las universidades públicas  por no cumplir los requisitos mínimos de calidad que establece la legislación.

Un negocio en expansión

La educación superior se ha convertido en un negocio creciente. Entre 2008 y 2022 los estudiantes universitarios han aumentado en más de 260.000 - según datos de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE)- a pesar de que la población en edad de ir a la universidad se ha reducido un 23% en las últimas dos décadas. Es decir,  hay mucha gente interesada en tener un título universitario... y si hay demanda  hay quien crea la oferta: "Cada vez se percibe un mayor interés por parte de la población de cursar estudios superiores, de cursar estudios universitarios. Las privadas han ido viendo este crecimiento del interés de la población por formarse más y de ahí que se hayan ido autorizando más", explica Ángela Mediavilla, responsable del gabinete técnico de la Fundación Conocimiento y Desarrollo. Detrás de algunas de las nuevas universidades privadas hay fondos de inversión internacionales, que también han comprado en los últimos años la Universidad Europea o la Alfonso X, atraídos por la alta rentabilidad de la educación superior. La facturación de universidades privadas y escuelas de negocio en España ha crecido un 44.7%  en poco más de cinco años: de 2.255 millones de euros ingresados en 2017 a  3.265 millones en 2022, según datos del Observatorio Sectorial DBK

Requisitos más exigentes

El ministerio de Universidades aprobó en 2021 un nuevo decreto para evitar las "universidades chiringuito" y endurecer los requisitos para autorizar los campus aunque las universidades tienen cinco años para adaptarse. Fuentes del ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades reconocen a la SER que " está preocupado porque la proliferación de centros universitarios de los últimos años pueda quebrar el hecho de que nuestro sistema universitario tenga, desde los inicios del período democrático, unos contrastables niveles de calidad y de excelencia académicas globales, comparables a los de los principales países de nuestro entorno europeo". Además recuerdan la nueva normativa aprobada hace dos años: "el Gobierno estableció nuevos requisitos y reforzó los existentes para la creación y reconocimiento de universidades tanto públicas como privadas. En efecto, el Real Decreto 640/2021, de 27 de julio, de Creación, reconocimiento y autorización de universidades y centros universitarios, y acreditación institucional de centros universitarios, fijó los criterios mínimos exigibles de calidad docente y de investigación, como también de equipamientos y de organización, y que todos los centros universitarios del país deben cumplir. Todos, indistintamente de su naturaleza jurídica. Las universidades, así, deberán adaptarse y demostrar su cumplimiento antes de 2026".

El Congreso aprueba la nueva Ley de Universidades

Desde el departamento de Diana Morant también subrayan que "al Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades (MCIU) le corresponde elaborar un informe previo, no preceptivo, de cumplimiento de los requisitos legales en el caso de las universidades privadas, pero son las Comunidades Autónomas las competentes en proponer por ley su creación y autorizan su apertura e inicio de actividades". También es responsabilidad de las CCAA supervisar que las universidades cumplen ese decreto que exige, por ejemplo, a los campus que destinen un 5% de su presupuesto a investigación, les obliga a ofertar un mínimo de 10 titulaciones de tres de las cinco áreas de conocimiento o , para evitar que las universidades se especialicen en másteres, les obliga a tener un mínimo de 50% de estudiantes de grado.

El filón de los másteres

Las universidades privadas van a superar este curso, salvo sorpresa, a las públicas en alumnos de máster. El curso pasado el pasado se quedaron a menos de 3000 estudiantes por debajo 139.000 frente a 136.000 mientras que de grado las privadas tiene en torno a un 20% del total de alumnos. Las privadas se están llevando la tarta de los másteres porque, según los propios estudiantes,  son más ágiles a la hora de ofertar titulaciones que respondan a la demanda laboral, porque sus másteres  tienen una buena bolsa de trabajo y por el precio:" Hemos notado que la mayoría de fugas a las universidades privadas es porque realmente la diferencia de precio del máster entre una pública y una privada tampoco se aleja mucho", cuenta María Navarro presidente de la Coordinadora de Representantes de Universidades Públicas (CREUP). Además, si hay una modalidad de máster en la que las privadas están arrasando son los másteres on-line, enfocados a profesionales que quieren completar su formación, que han triplicado los alumnos desde 2015 y donde las privadas concentran al 90% de los alumnos.

La Conferencia de Rectores de Universidades Españolas, que representa a universidades públicas y privadas, cree que detrás del crecimiento de los másteres privados están "las limitaciones presupuestarias y administrativas"  que han sufrido las universidades públicas en los últimos años. Coincide Ángela Mediavilla de la Fundación CYD: "El gasto en instituciones de educación superior españolas es un 20,7% inferior al promedio de la OCDE así que habría que seguir aumentando la inversión. Y no sólo eso habría que continuar avanzando en que los procesos de acreditación fueran más ágiles".

Evitar la sobreoferta

Expertos, rectores y estudiantes piden también, ante expansión de las privadas, que la oferta de titulaciones sea ordenada. Lo resume bien el rector de la Pablo de Olavide, Francisco Oliva: "Lo que no podemos hacer es que el sistema, de alguna manera,  colapse con una serie de grados que son repetitivos entre todas las universidades porque finalmente la demanda es la que hay y si la oferta es excesiva los títulos serán rechazados en el sentido de que no tendrán éxito". En Madrid, un informe encargado por el Gobierno de Ayuso a la Fundación Europea Sociedad y Educación, publicado por El País, alerta  de una sobreoferta de más de 25.000 plazas de grado en la comunidad: 13.000 en la pública, inflada para atraer alumnos y contratar profesores,  y 12.000 en la privada donde un 69% de los grados tiene menos de 45 alumnos.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00