Fútbol

El Athletic Club no fue el primer equipo que celebró sus grandes victorias en una gabarra: este es el origen de una tradición histórica

La tradición de festejar los títulos en la Gabarra es mucho más moderna de lo que se cree

La Gabarra se prepara para llevar a los jugadores del Athletic Club. / LUIS TEJIDO (EFE)

El Athletic Club surcará este jueves la ría de Bilbao a bordo de la histórica Gabarra para celebrar junto a su afición la vigesimoquinta Copa del Rey de su historia. Cuarenta años después de su última gran victoria en la competición, cuando vencieron al FC Barcelona por un gol a cero, los de Ernesto Valverde conseguían ganar en la tanda de penaltis al RCD Mallorca del 'Vasco' Aguirre para hacerse con un título muy especial para el conjunto bilbaíno. A pesar de que también han ganado varios títulos durante estos últimos años, como las Supercopas de España de 2015 y de 2021, ninguno de ellos tenía el prestigio suficiente como para volver a botar la mítica Gabarra al mar.

Más información

Antes de adentrarnos en la historia de la Gabarra Athletic, es importante saber a qué nos referimos a la hora de hablar sobre ella. La gabarra es un barco de fondo plano que se utilizaba principalmente para transportar bienes pesados a lo largo de ríos y canales. Dado que no son autopropulsadas, estas necesitan de un bote remolcador que tire de ellas en todo momento o que las empuje para poder llegar a su destino. A pesar de que a día de hoy ya no sean tan frecuentes, pues no se suelen hacer este tipo de movimientos por vía marítima, estas fueron muy habituales a lo largo del Siglo XX puesto que se utilizaban para transportar todo tipo de minerales desde Bilbao la Vieja hasta los muelles de Olabeaga.

El triunfo del Acero Club de Olabeaga

De ahí que algunos clubes como el Acero Club de Olabeaga comenzaran a celebrar sus triunfos sobre una de ellas a partir del 4 de mayo de 1924, cuando se proclamaron campeones de España de la Serie B después de vencer a Osasuna por dos goles a uno. Tras un partido trepidante, que tuvo lugar en el estadio del Sevilla FC, los jugadores del Acero Club fueron recibidos como auténticos héroes en la estación bilbaína de Abando por los seguidores y seguidoras del club vizcaíno, tal y como recogen los medios locales: "Bilbao tributó al Acero un grandioso recibimiento en el que no faltó un detalle original ideado por el caballero deportista Manu Sota".

Varias horas después de compartir todo tipo de anécdotas con los allí presentes, concretamente a las 21.00 horas de ese mismo días, los jugadores se subieron a una gabarra propiedad de Manu de la Sota que les transportaría hasta el muelle de Olabeaga para que pudieran seguir la fiesta con sus vecinos y vecinas. Una gabarra, iluminada por antorchas, que inspiraría una canción que se haría muy popular en los felices años 20: "Por el río Nervión bajaba una gabarra, con once jugadores del club atxuritarra. Rumbala, rumbala, rumba, la rumba del cañón".

"Es tal la alegría que no se puede contar, solo se puede vivir": la emoción de Manu Sarabia al recordar la Gabarra del 84

"Es tal la alegría que no se puede contar, solo se puede vivir": la emoción de Manu Sarabia al recordar la Gabarra del 84

39:41

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1712585515238/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

La primera vez de la gabarra

A pesar de que el club de Olabeaga no volvió a surcar nuevamente la ría para celebrar sus triunfos, la canción siguió sonando con fuerza en Bizkaia durante muchos años más. Tanto es así que, en 1983, un directivo del Athletic Club se inspiró en esta canción para traer de vuelta una celebración mágica. Concretamente Cecilio Gerrikabeitia, quien le propuso a la junta directiva presidida por aquel entonces por Pedro Aurtenetxe surcar la ría sobre una gabarra para celebrar el campeonato de Liga de los rojiblancos del año 1983 como lo hicieran los héroes de Olabeaga décadas atrás.

Tras recibir la aprobación de la junta, el directivo del Athletic Club Cecilio Gerrikabeitia y el gerente Fernando Ochoa consiguieron una gabarra que fue construida en 1960 en los Astilleros Celaya tras el encargo del Puerto Autónomo de Bilbao. Una embarcación, originalmente denominada como Gabarra Nº1, que acabaría siendo renombrada como Gabarra Athletic después de transportar a jugadores del primer equipo desde el Puente Colgante de Getxo hasta la iglesia de San Antón de Bilbao en un trayecto de catorce kilómetros de largo que congregó a aproximadamente un millón de personas a ambos lados de la ría.

Desde entonces, la Gabarra Athletic tan solo ha surcado dos veces la ría del Nervión. La primera de ellas en 1983 para celebrar el campeonato de Liga del Athletic Club y la segunda en 1984, cuando el conjunto rojiblanco ganó tanto la Liga como la Copa del Rey. Cuatro décadas más tarde, la Gabarra se viste de gala de nuevo para llevar a los campeones desde las instalaciones del Real Club Marítimo del Abra de Getxo hasta el puente del Ayuntamiento de Bilbao, donde se reunirán con la afición para celebrar su histórica victoria en la Copa del Rey.

Sigue el canal de la SER en WhatsApp
Encontrarás toda la información, el deporte y el entretenimiento: la actualidad del día y las noticias de última hora, los mejores vídeos y momentos de la radio, entrevistas, reportajes y mucho más.

Suscríbete ahora
David Justo

David Justo

(Astrabudua, 1991) Periodista especializado en tecnología y buscador de historias virales e inverosímiles...

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00