Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 14 de Octubre de 2019

Otras localidades

Le increparon en un VIPS de Madrid por ser homosexual

Un abrazo y un beso con su novio fue el 'error' que cometió Gabi para que un cliente les gritara que se marcharan del restaurante.

Gabi es un chico gaditano, trintañero homosexual y que vive en Madrid. Hace unos días estaba en restaurante VIPS de la Plaza de los Cubos, un sitio muy céntrico de la ciudad de Madrid. Se sentó con un amigo en una mesa y mientras les traían la comida se dieron un abrazo y un beso.

De pronto, un hombre de unos 40 años, que se encontraba sentado en la mesa de al lado junto con su mujer y sus hijos, se levantó, dio un puñetazo encima de la mesa de los chicos y empezó a gritarles "fuera de aquí, tenéis que iros, me estáis molestando, estáis molestando a mis hijos, fuera". Gabi se quedo sin saber cómo reaccionar porque nunca había vivido un episodio de homofobia, muerto de la vergüenza porque unas 150 personas le estaban mirando. El amigo, además, no entendía nada porque no hablaba español.

Al final, dejaron al encargado del VIPS con el hombre y se levantaron para abandonar el local. Pero no contaban con la reacción de la gente del restaurante que no les dejó irse. Una decena de clientes se levantó para pedirles que, por favor, que no fueran porque no tenían por qué hacerlo y se quedaron.

Gabi contó la historia al día siguiente en su Facebook. "Llevo desde ayer pensando si contaros esto y hacerlo público. Tengo desde entonces un nudo en el estómago y creo que si lo suelto voy a empezar a encontrarme mejor, porque lo de ayer me dejó hecho polvo [...] Vivir esto en primera persona duele, me sentí pequeño, distinto por primera vez en mi vida". En el mensaje aprovecha para darle las gracias a la gente que le agarró del brazo para que no se fuera y al personal del VIPS.

Su mensaje ha sido compartido más de 13.000 veces en estos diez días y Gabi dice que ha recibido más de 1.000 mensajes privados de desconocidos. Incluso le han escrito testigos que también estuvieron allí dándole ánimos. Abrió una recogida de firmas para agradecerle a VIPS que le defendieran. La cadena de restaurantes,de paso, ha quedado de maravilla. Es lo contrario a una crisis de reputación, que tus clientes empiecen a hablar bien de ti tampoco es lo habitual.

Es una de esas las pequeñas historias que aún pasan y que antes jamás transcenderían porque la gente tampoco denuncia o va a los medios con cosas así. Y ahora con las redes sociales se están sabiendo y convirtiendo en historias virales.

Gabriel González: "Siempre hay personas que intentan hacerte pensar que lo que haces está mal"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?